U2: la tercera dimensión de Bono

* “Para mí, Latinoamérica comparte con Irlanda un pasado de problemas, de sangre y dolor, innecesarios para que tengamos un futuro, por eso tú también eres parte de nosotros como nosotros somos contigo, esa es la naturaleza de mis ideas y de mi banda, hay mucho amor en el lugar donde vengo, hay una naturaleza de humildad, la única diferencia es que los latinos sí saben bailar”, sostiene Bono, el emblemático líder de la banda U2, luego de presentar un filme en tercera dimensión, rodado en México, donde se podrá ver a los músicos de una forma nunca antes experimentada.

 

Aldo Rubio

– ¿De dónde nace la necesidad de entrar al cine?

– Son muchas situaciones en torno a estar en la gran pantalla, en la mayor pantalla del mundo, al menos la más grande al momento. Hemos hecho producción para musicales digitales en pantallas de 360 grados, trabajé en un filme sobre el concierto de 1998 “Rattle and Hum” y se hizo una película, pero en este sentido es mucho mas cómodo tener a los músicos lo más cerca posible, al menos de la manera virtual más perfecta, y eso es en IMAX 3D, y es mucho mas cómodo presentarte de la manera magistral sin tener que pasar las tres horas de pie ante todo el público. También el público puede estar igualmente ahí sentado, disfrutándolo muy de cerca, lo importante es preguntarse qué tanto quieres sentir de cerca la experiencia de U2. La respuesta es U23D.

– ¿Cómo te sentiste al verte a ti mismo en tercera dimensión?

– Es algo doloroso, es un sentimiento extraño, les tomó veinte años poderme hacer parecer más alto. Lo doloroso es broma, en realidad es una manera de exponerte en tu totalidad, no puedes cubrir fácilmente las cicatrices y es como estar dentro de algo inimaginable, nunca pensé que algún concierto… o que fuera toda una experiencia ser vistos así, para mí era algo… digamos… sencillo, pero aquí estás sobre el escenario, tú mismo eres parte del vértigo.

– ¿Cómo te recibieron en tu natal Dublín con este filme?

– Son un público muy respetuoso, son muy cálidos, la ventaja que tengo allá es que soy un vecino más, no soy la estrella, soy el papá que lleva a sus hijos a la escuela, soy un irlandés más que puede ir a tomarse una cerveza.

– Pero el bar es tuyo…

– Bueno, eso es cierto, viéndolo así tal vez deberíamos de preguntarles a los demás vecinos su opinión, te diré que la situación del “Clarence” es histórica, ese bar es donde empezamos todo, ese bar es donde comenzó realmente la vida de U2, era tomarlo o dejar irse un pedazo de historia, no puedo quejarme, es el bar de mi vida, ahí conocí también a mucha gente.

– ¿Por qué Latinoamérica?, ¿por qué filmarla en México?

– Pasaron ocho años, un lapso necesario para juntar demasiada energía como para desaprovecharla, no habíamos visitado Latinoamérica en algún tiempo, por eso la decisión de aprovechar toda esa fuerza, ese amor y esa magia del público latino, de México, de Argentina, de Brasil y de Chile. Para mí Latinoamérica comparte con Irlanda un pasado de problemas, de sangre y dolor, innecesarios para que tengamos un futuro, por eso tú también eres parte de nosotros como nosotros somos contigo, esa es la naturaleza de mis ideas y de mi banda, hay mucho amor en el lugar donde vengo, hay una naturaleza de humildad, la única diferencia es que los latinos sí saben bailar.

– ¿Cómo escogiste esta dupla de directores?

– Catherine Owens conoce de bandas, ella misma estuvo al frente de las “Boy Scoutz”, ella era toda una figura punk, la conozco desde hace treinta años, tal vez toda la idea de trabajar juntos surgió de una de esas noches de cerveza, con toda una banda de chicas punk, que se extendió hasta esta época, ha trabajado con nosotros mucho tiempo en lo visual, en la imagen de la banda y ha sido demasiado acertada, diría yo, porque le debo demasiado de la imagen tanto de álbumes como de videos musicales, así como también de las presentaciones, desde el “Zoo TV”. Mira, sólo hay que echar una mirada hacia atrás, ella tuvo en sus manos el “Vértigo” el “Elevation” el “Popmart” y nos dirigió en el video “Original of the Species”, nos ayudó mucho en el empapelamiento político de Dublín, es como una de nuestras mejores cómplices, es una irlandesa en toda la expresión, hicimos una prueba en Anaheim con un partido de futbol de la NFL, intensificar el sentido de nuestras presentaciones es como tener la mejor butaca del auditorio o del estadio, sentir de cerca el éxtasis de los fanáticos cantando tus temas, puedes ver de cerca las venas de mi garganta, y el sudor de nuestras frentes, es como estar en un plano mágico, intermedio, donde vives lo importante de lo que hacemos. El caso de Mark es especial, él es un genio, hemos trabajado mucho en videos musicales, la parte subsecuente de toda esta producción no podía tomar forma sin su ayuda, fue el apoyo de Catherine, fue un gran equipo.

– ¿Te llegas a sentir viejo?

– No y menos después de esto, disfruto cada año, le saco el jugo necesario, los vivo al máximo con mis hijos, con mi familia, con mis amigos y con la hermana humanidad, pero de eso a que me sienta mal por mis años, nunca.

– ¿Qué sigue, habrá más U2 en el cine?

– No lo sé, tal vez hagamos algo sólo para el cine no derivado de algo anterior, como un filme-álbum propio para este sistema.

– ¿Que le falta a U2 por hacer?

– Le falta mucho por ayudar por responder por hacer, nunca terminas y menos cuando ya diste tu palabra.

– ¿Cuál es la fórmula para mantenerse juntos por treinta años, cuando muchas bandas han fallado?

– La responsabilidad. Fuimos jóvenes y nos aventuramos, nos recibieron, nos dieron lo que somos, una vida especial, nuestra responsabilidad es responder, estamos consientes, los cuatro estamos en una misma sintonía y ya dejamos un poco de lado todo ese problema de los egos y el sobresalir, esa época está atrás, ahora tenemos un futuro que es mucho más preciso estando juntos.

– ¿Cómo vives con el estrellato y con las responsabilidades?

– Como cualquier ser humano con un trabajo y con una familia, está antes esto que ser una estrella y dejarte llevar por algo efímero, soy muy serio, digamos, sólo digamos, porque también soy divertido, la responsabilidad de mi gente, de mi mundo, siempre me llevará a enfrentarme a quien tenga que enfrentarme, a decir lo que tenga que decir, al ser padre, al ser humano, al ser hijo.

– ¿Debemos ver el filme en México?

– Por supuesto, quienes estuvieron ahí podrán recordarlo, quienes no, podrán vivirlo y todos los demás lo disfrutarán de igual manera, hay una vida dentro de todo esto.

Anuncios

El origen de Benítez Treviño

* La revista Reconocer que llegó a mi manos tiene la fecha del 13 de abril de 2002. Renuente a leer este tipo de basura literaria estaba a punto de hacerla a un lado cuando de reojo alcancé a ver en la portada la imagen de Víctor Humberto Benítez Treviño, actual secretario general de Gobierno, y a quien se le hacía una entrevista por la obtención de un reconocimiento que la burocracia se entrega a sí misma para justificarse y para trascender.

 

Jorge Toribio

Hace unos días me llegó la revista gubernamental Reconocer, que se comenzó a editar durante la administración de uno de los gobernadores más corruptos del Estado de México, Arturo Montiel Rojas, y cuyo responsable es Jorge Reyes Pastrana, quien formó el consejo editorial con quien cuidaba los dineros del pueblo el entonces secretario de administración, Enrique Peña Nieto. Otros integrantes del consejo editorial son Apolinar Mena Vargas, Marco Antono Abaid Kado y Augusto Isla, desde hace años en el Instituto Mexiquense de Cultura.

La revista Reconocer que llegó a mi manos tiene la fecha del 13 de abril de 2002. Renuente a leer este tipo de basura literaria estaba a punto de hacerla a un lado cuando de reojo alcancé a ver en la portada la imagen de Víctor Humberto Benítez Treviño, actual secretario general de Gobierno, y a quien se le hacía una entrevista por la obtención de un reconocimiento que la burocracia se entrega a sí misma para justificarse y para trascender.

Fui a la página para enterarme un poco de la vida de este burócrata, rescatado por Montiel como diputado local y después impuesto a Peña Nieto por el grupo hankista como secretario de Gobierno.

De manera curiosa la entrevista inicia y termina en la página 12. Llamó mi atención primero porque la entrevista no tiene título y aparece una fotografía mal tomada en blanco y negro.

Al continuar, encontré que la hoja anterior y la misma doce estaban un poco más pesadas y gruesas. Con detenimiento me puse a analizarlas bien y ¡sorpresa! La página 10 y 11 estaban recubiertas por otras hojas impresas con otro tipo de información: “Reunión Nacional Preparatoria de Reforma Curricular”.

Comencé a separar las hojas sobrepuestas y pegadas con cola, de manera cuidadosa. La sorpresa fue mayúscula, oculta se encontraba el inicio de la entrevista a Benítez Treviño, iniciando en la página 10, seguía en la 11 y terminaba, ahora sí, en la 12. La entrevista se encabezaba “Orgullo y Disciplina, Presea Estado de México 2001”.

¿Cuál sería el motivo para haber ocultado la entrevista, sobre todo de una revista manipulada y sostenida por el gobierno del Edomex?

En la página 10 aparece Benítez Treviño en lo que parece ser el estudio de su casa, que muestra parte de su librero y una fotografía con otros burócratas.

¿Por qué una revista oficial cubrió la entrevista? Ninguna revista o periódico manipulado o comprado por el gobierno puede difundir información que no sea aprobada, como lo hacen la mayoría de los diarios y revistas del Edomex, específicamente las editadas en el Valle de Toluca -así lo revela el estudio que presenté en el Tecnológico de Monterrey Campus Toluca en el 2004, “Periodismo y medios de comunicación”, coordinado por el académico José Ramón Santillán Buelna, egresado de la Universidad de Pompadu, España.

Y es que la información editada por esta publicación a sueldo del gobierno, revela cosas de mucho interés sobre los antepasados de Humberto Benítez Treviño que, tal vez él, su esposa o familia no quisieron que se difundieran para evitar el que dirán.

En la página 11 aparece:

– ¿En dónde radica esa fuerza; en quién, en qué?

– Yo soy producto de una cultura del esfuerzo; mi abuelo era albañil y yo tuve que trabajar desde los diez u once años para ayudar a mi casa a sufragar las necesidades, hice de todo. Trabajé en una carnicería, en una zapatería vendía tarjetas de Navidad, vendía juguetes en los pueblos; y después me becó la universidad.

Pero luego sigue más sobre su familia:

– Nosotros fuimos nueve hermanos, mi papá era empleado; teníamos, como todas las familias de clase  media, carencias, éramos muchos… y mi perro lobo; éramos doce los que teníamos que comer… era impresionante cómo iban bajando las tortillas en el centro de la mesa, decían que estábamos jugando cartas porque bajaban tres kilos en tres minutos.

Benítez Treviño ha estado acostumbrado a tapar la verdad. El 21 de septiembre del 2008 el diario Reforma le hizo una entrevista:

“Rechaza Benítez Liga con ex mando; critica el secretario de Gobierno lo vinculen con José Manzur ex delegado de PGR”.

La situación se puso candente cuando se le cuestionó sobre el Grupo Atlacomulco, clan al que desde la década de los setentas pertenece. Respondió mal, titubeando:

– Que me digan qué es el Grupo Atlacomulco, dónde se encuentra, si es una asociación civil o agrupación política, este Grupo Atlacomulco es una entelequia. Debo decir una cosa. Fui amigo del maestro Carlos Hank González, soy amigo y mientras yo viva, seré amigo del profesor Carlos Hank González.

Mi estimado Benítez, ¿eres o no amigo de la familia Hank?, ¿por qué titubeas?

La lista azul

* El corazón panista está dividido en dos grupos, que aglutinan a los más poderosos. Por un lado, Núñez Armas es seguido por Ulises Ramírez, José Luis Durán, Marco Antonio Rodríguez, Óscar Sánchez, Roberto Liceaga, Víctor Armenta, Óscar García, Antonio Flores Coto, Juan Carlos Uribe, Luis Lanusa, Lázaro Juárez, Guadalupe Mondragón, Juan Zenón y Mario Sandoval, entre otros. La otra mitad la forman Gustavo Parra, Gonzalo Alarcón, David Ulises Guzmán, Ricardo Lara, Édgar Olvera, Moisés Alcalde, Alejandro Sánchez, Arturo Rodríguez, Martín Bello, Jair Martínez, Wilfredo Torres, Laura Rojas, Guillermo Flores, Martha Guerrero y Karen Castañeda. Entre ellos decidirán las futuras posiciones en alcaldías, diputaciones locales y federales.

 

Miguel Alvarado

El PAN estatal tiene en su poder una lista con los aspirantes para integrar la nueva bancada de ese partido en el Congreso estatal. Incluso baraja ya el nombre del coordinador de los legisladores panistas, que saldrán de un selecto grupo d e210 personajes, casi todos seguros ganadores en sus respectivos distritos, pero además incluidos entre los plurinominales, y que ocuparán un escaño a pesar de no ser votados por los electores.

La lista la encabeza Juan Rodolfo Sánchez, actual alcalde de Toluca y ex diputado local en tiempos de Enrique Peña. Gómez ya fue coordinador panista, justamente cundo el hoy gobernador coordinaba los trabajos de los priistas. Sánchez lleva uno de los gobiernos municipales más conservadores que benefician a la clase empresarial de la ciudad, pues los más poderosos de ellos financiaron sus aspiraciones edilicias. A principios de su administración, desalojó a los comerciantes ambulantes del mercado Juárez, tianguis histórico en la ciudad con el pretexto de que ocasionaba problemas viales y lo reubicó a las afueras de la ciudad, luego de meses de problemas con los afectados, el plan de reordenamiento incluía la reubicación de la Terminal camionera, peor finalmente no fue tocada.

De origen toluqueño, tiene ya una larga carrera en el empresariado y la política. Fue director de la Unión Social de Empresarios, fundó el banco de alimentos Cáritas y ha transitado por las aulas de la Universidad estatal como profesor. En 1999 participó en la campaña de José Luis Durán Reveles y coordinó la campaña electoral panista en Metepec en el 2000. Eso le valió la Secretaría del Ayuntamiento en Toluca, que le abrió las puertas en la Cámara y le allanó caminos rumbo a la silla municipal. Pero no todo ha sido fácil para él. Es señalado por 40 casos de nepotismo en su ayuntamiento y enfrentó una demanda, ante la Junta Local Ejecutiva del IFE, por violar los reglamentos de promoción e imagen al contratar a un doble, muy parecido a él, para que apareciera en las propagandas de obra pública. El alcalde, de profundo arraigo católico, pertenece al grupo de Juan Carlos Núñez Armas, ex alcalde de Toluca y actual líder estatal del PAN, y juega hasta ahora con el senador Ulises Ramírez, el alcalde de Naucalpan, José Luis Durán y Marco Antonio Rodríguez, alcalde de Tlalnepantla. Tiene como rivales a Rubén Mendoza Ayala, Gonzalo Alarcón, Francisco Gárate, Gustavo Parra y Armando Enríquez. Como diputado, dejó pasar la exoneración del ex gobernador Arturo Montiel acusado por enriquecimiento ilícito, y definió su postura el 26 de octubre del 2005 cuando dijo que “el PAN buscará alternativas para verificar si Montiel desvió recursos del erario durante los años en que sus hijos hicieron los depósitos millonarios a sus cuentas particulares”.

El corazón panista está dividido en dos grupos, que aglutinan a los más poderosos. Por un lado, Núñez Armas es seguido por Ulises Ramírez, José Luis Durán, Marco Antonio Rodríguez, Óscar Sánchez, Roberto Liceaga, Víctor Armenta, Óscar García, Antonio Flores Coto, Juan Carlos Uribe, Luis Lanusa, Lázaro Juárez, Guadalupe Mondragón, Juan Zenón y Mario Sandoval, entre otros. La otra mitad la forman Gustavo Parra, Gonzalo Alarcón, David Ulises Guzmán, Ricardo Lara, Édgar Olvera, Moisés Alcalde, Alejandro Sánchez, Arturo Rodríguez, Martín Bello, Jair Martínez, Wilfredo Torres, Laura Rojas, Guillermo Flores, Martha Guerrero y Karen Castañeda. Entre ellos decidirán las futuras posiciones en alcaldías, diputaciones locales y federales.

Otro que peleará con Sánchez Gómez por dirigir a los diputados es el también ex alcalde de Toluca, Armando Enríquez Flores, actual diputado federal. Considerado uno de los peores ediles en la historia de Toluca, Enríquez generó poder en su entorno pero no le alcanzó para que su grupo derrotara a Núñez Armas cuado éste fue elegido líder estatal panista. Pero en las elecciones municipales panistas en Toluca el hombre de Enríquez, Jesús Mondragón, derrotó al enviado de Núñez Armas, Cristóbal Coyote, quien era secretario de Juan Rodolfo Sánchez.

Sánchez y Enríquez deberán enfrentar a José Luis Durán, actual alcalde de Naucalpan y quien es parte de un clan familiar inmiscuido en la política mexiquense desde hace años, junto con sus hermanos. Durán es recordado por perder las elecciones gubernamentales en 1999 contra Arturo Montiel por menos de 200 mil votos, lo que se consideró un fraude, aunque finalmente nada prosperó.

La lista del PAN incluye también a otros dos poderosos, Marco Antonio Rodríguez y Gustavo Parra. El primero es alcalde de Tlalnepantla y enfrenta una división en su cabildo por intentar 22 inmuebles, donados por particulares al municipio. Los propios regidores panistas se le opusieron pues además incrementó el pago de agua hasta en 8.5 por ciento. Rodríguez es señalado por presentar información desfasada de su administración y dedicar a gastos personales gran parte de su presupuesto. La regidora priista Lorena López recordó que el presupuesto de Tlalnepantla es de 2 mil millones 157 mil pesos para el 2009, pero 560 millones irán directo al pago de la deuda pública; 840 millones de pesos son para servicios personales y 108 millones para obra pública, además de 40 millones de pesos para publicidad y 20 más para propaganda, lo que se considera como el inicio de la próxima campaña política del alcalde.

El segundo, Gustavo Parra, ha sido diputado local y federal. Dueño del Grupo Comercial y Farmacéutico de Satélite, es uno de los principales aspirantes para regresar al Congreso local. Perdió una elección interna para dirigir a su partido contra Núñez Armas por cuatro votos pero fue nombrado secretario general por cuerdos entre los grupos. Parra intentó bloquear el presupuesto estatal 2009, aliándose con perredistas. Es aliado de Gonzalo Alarcón.

El resto de la lista la integra Pedro Rebollar, alcalde de Soyaniquilpan de Juárez; Moisés Alcalde, ex diputado local y actual federal; Alexander Estrada, alcalde suplente en Cuautitlán Izcalli de David Ulises Guzmán Palma; Haroldo Cossío; Daniel Parra, alcalde de Apaxco; Mauricio Aguirre; Leticia Silva, Laura Rojas, diputada federal panista; Karen Castañeda, secretaria de Relaciones Institucionales del PAN; Leticia Zepeda, diputada local; Gabriela Gamboa, consejera estatal; Ignacio Labra, regidor en Ecatepec y el propio Gonzalo Alarcón.

Los diputados locales reciben 50 mil pesos por Atención Legislativa; 16 mil pesos por Asistencia Ciudadana; 50 mil pesos por Renta y Mantenimiento de Oficina; 35 mil pesos para el pago de asesores; 10 mil pesos en vales de gasolina y 7 mil pesos para el pago de celulares. Tienen un sueldo mensual bruto de 245 mil pesos, reciben 2 millones y medio de pesos en materiales y medio millón de pesos en aguinaldos.

Ortega, Encinas y el PRD estatal

* Hasta antes de la decisión del máximo tribunal electoral del país, Alejandro Encinas aún se veía como prospecto, que si bien no tenía segura la nominación, seguro la pelearía frente a los hoy más que nunca probables Héctor Bautista e Higinio Martínez, cabezas de las corrientes hegemónicas ya citadas.

 

 Antonio Benítez

Los más recientes sucesos en torno al PRD nacional tendrán, inevitablemente, impacto directo en el mexiquense.

En principio, la resolución del Tribunal Federal Electoral a favor de Jesús Ortega como presidente del partido, y el resultante desplazamiento de su contrincante Alejandro Encinas, quien el pasado martes anunció su permanencia en el partido y el rechazo de la Secretaría General que estatutariamente le corresponde, también consolida en la entidad a los grupos dominantes del perredismo, sobre todo Nueva Izquierda y Grupo de Acción Política, a los que se adhieren no pocos oportunistas que han sabido sumarse al carro de los verdaderos ganadores con la derrota electoral y política de López Obrador.

De esta manera, será difícil, sino imposible, que alguien le dispute el liderazgo actual a Luis Sánchez y Cipriano Gutiérrez, presidente y secretario general del partido estatal.

Una segunda consecuencia de esta resolución judicial es la marginación casi automática del citado Encinas, de origen mexiquense y candidato a gobernador del sol azteca a principios de los 90, en la disputa interna de los amarillos por la candidatura a la gubernatura estatal en 2011.

Hasta antes de la decisión del máximo tribunal electoral del país, Alejandro Encinas aún se veía como prospecto, que si bien no tenía segura la nominación, seguro la pelearía frente a los hoy más que nunca probables Héctor Bautista e Higinio Martínez, cabezas de las corrientes hegemónicas ya citadas.

Implica además la derrota y aislamiento de los pocos pejistas que aún se contaban en la entidad, quienes a partir de ahora se verán en condiciones más complejas ya no para mantener la figura del tabasqueño presente entre los mexiquenses, sino siquiera para sobrevivir.

Lo mismo pasará con el propio ex Jefe de Gobierno capitalino y su pretensión de sanear al partido de prácticas corruptas y antidemocráticas, pero en especial de su burocracia entreguista disfrazada de moderna y negociadora.

Podrá intentarlo en otras latitudes y lograr, incluso, algunos avances, pero en territorio mexiquense parece prácticamente imposible. El liderazgo del sol azteca estatal es, sin duda, de los más cuestionables. Muchos han sido sus actos de entreguismo y corrupción. Pero también sus enfrentamientos con las corrientes más o menos principistas y puristas del partido. No se diga con el propio López Obrador, quien les impuso dirección y candidato en 2005.

La confirmación de Ortega como líder nacional abre asimismo la posibilidad de que en esta entidad no volvamos a ver, por lo menos en la próxima elección, una alianza PT-PRD, y menos de ambos con  Convergencia.

Aunque los líderes y dirigentes de estos partidos en tierra mexiquense se lleven de ‘cuartos’, se verán obligados a obedecer a sus jefes nacionales para impedir una nueva alianza electoral en 2009. En cambio, si resulta como anunciaron los dos menores, para entonces una coalición PT-Convergencia peleará al sol azteca no pocos votos en lugares muy focalizados. Nada para poner en riesgo su hegemonía como el partido de ‘la izquierda mexiquense’, pero sí para empezar a restarle fuerza y presencia en algunos municipios y distritos.

Todo esto lo empezaremos a ver apenas se reestructure el Comité Ejecutivo del PRD estatal, programado para los próximos días. Y en enero, cuando se definan alianzas y candidaturas para los comicios de julio.

El Barco Ebrio

A unos días de la apertura formal del proceso electoral para renovar alcaldías y diputaciones locales en 2009, casi todos los legisladores locales con aspiraciones han anunciado sus intenciones en los últimos eventos de supuesta gestión social en sus respectivos distritos e incluso donde nada tienen que hacer, amparados en el supuesto de que son diputados ‘de todos los mexiquenses’ y no solamente de una región, distrito o municipio.

 

*

Entre quienes ya no se detienen a desmentirlo o negarlo, incluso lo asumen abiertamente, están Roberto Riovalle, del PRD, quien además ya incrementó dichos actos. Y como adelantamos en anterior entrega, sigue promoviendo a su hermano Raúl para algún cargo en el cabildo.

 

*

Por el PAN, Ricardo Gudiño, seriecito y bien portado, aunque algo ingenuo, anda tocando puertas de sus simpatizantes en Naucalpan dizque para informar sobre sus labores en el último año legislativo. Aprovecha, claro, para deslizar así como de pasada una humilde petición: ‘voten por mí, que nunca les he fallado, ahora que sea candidato a presidente municipal’.

 

*

Sólo que no la tiene fácil, entre sus rivales más temibles se ubica Édgar Olvera, diputado federal por uno de los distritos de esa demarcación, con mayor trayectoria política, experiencia, y desde luego contactos y amarres entre sus correligionarios.

 

*

En Almoloya de Juárez la segura candidata del PRI a la presidencia se aventó la puntada, incluso, de aceptar que un centro de salud en esa localidad recién inaugurado lleve su nombre. Y eso que Blanca Estela Gómez de por sí goza del favor de los medios de su región, que un día sí y el otro también le brindan sus respectivas 8 columnas. Sin contar con que sus inserciones en el principal y luminoso Diario de Toluca siguen a la orden del día.

 

*

De esta dinámica no se escapa siquiera el mismísimo presidente de la Legislatura, Miguel Ángel Ordóñez, quien ya se deja ver por las colonias y barrios de Tlalnepantla entregando ‘apoyos’ a sus habitantes, y cuando sus ayudantes le piden a los beneficiados que no se olviden del diputado ‘ahora que llegue julio’, sólo se sonríe sin negarlo ni afirmarlo. Busca, por supuesto, la candidatura albiazul a la presidencia municipal.

 

*

Por el PRI se ha sumado también Caritina Saénz, quien realiza gestión social en el surponiente de la entidad, en los territorios del perredista Tomás Octaviano. Dice que es un encargo del partido, que se organiza para llevarle decenas, quizá cientos de personas a cada uno de sus actos. A ellos les dice que aceptaría gustosa representarlos en el Congreso federal ‘llegado el momento’, aunque sabe que su único chance es ingresar entre los primeros cinco de la lista de plurinominales, igual que llegó a la Cámara estatal.

 

*

Y lo que se sospechaba, en Huixquilucan empezó su estrategia el panista Mauricio Grajales, quien en reciente evento afirmó estar capacitado para mayores responsabilidades, ‘las que ustedes, quienes mandan y a quienes nos debemos’, quieran ordenar.

 

*

Enorme molestia ha causado entre los empleados del Congreso la decisión del secretario de Administración, Jaime Adán Carvajal, de restringir el acceso al comedor a los trabajadores de este lugar. Medida que se suma a la de limitar la distribución de papel higiénico y de manos en los baños, donde prácticamente es imposible encontrarlo para cubrir las más elementales necesidades de limpieza.

 

*

Se les dijo, según nos cuentan, que debido al próximo fin de año, el presupuesto prácticamente se agotó. Lo que no justifican es que a falta de dinero, hayan gastado más de 100 mil pesos en la intrascendente sesión foránea de Teotihuacán.

 

*

Amigos de esta redacción han sabido de la desilusión de muchas personas que confiadas y de buena fe se acercan a los diputados del Congreso local para solicitar algún tipo de apoyo, como materiales de construcción, ya sea para sus viviendas o escuelas, incluso centros comunitarios y parroquias, pero llegado el momento se encuentran con que parte de lo solicitado se les retiene.

 

*

Esto es, si piden diez bultos de cemento, oficialmente se les aceptan, pero sólo se les entrega ocho. Acusan que de esta manera el partido se hace de recursos para repartir durante la campaña y jornada electoral.

 

*

Ninguna sorpresa causó ver a José Luis Jaime Correa junto a Jesús Ortega, presidente nacional electo del PRD, el día que el Trife anunció su victoria como líder nacional del partido. Correa y su familia han dado muestras de un camaleonismo eficaz. De las filas del comunismo histórico en que militaron Vallejo y Campa, saltó a la construcción de uno de los principales cacicazgos políticos mexiquenses ‘de izquierda’.

 

*

Lo único que extraña es que su nombre y el de muchos más que han seguido sus pasos, no aparezcan en la lista de mexiquenses perredistas ‘traidores’ al movimiento de ‘resistencia civil pacífica’ que encabeza López Obrador.

 

*

El número de octubre de la revista Voz y Voto, que dirige, para variar, otro ex comunista y confeso admirador y asesor de Francisco Labastida, Jorge Alcocer, está dedicado al PRD. Varias de sus colaboraciones, incluida una de Humberto Musacchio, retratan con ironía, mordacidad y cierto morbo las torceduras de este partido. Basta ponerles nombre y apellido para entender la debacle moral del sol azteca en la entidad. Pero si no se toma la molestia, no se preocupe, lo entendemos perfectamente.

Nishizawa en Tepito

* Jorge Toribio, escritor “maldito” del Estado de México por tocar investigar temas relacionados con la familia Montiel Rojas y acreditar la existencia del Grupo Atlacomulco, tiene otra faceta. Entrevistador nato, ha recopilado las vivencias de pintores famosos como José Luis Cuevas y Luis Nishizawa. Este es un segundo fragmento, narrado precisamente por Nishizawa en primera persona, que forma parte de un libro inédito que Toribio preparó hace unos años, detenido por la entonces directora del Instituto Mexiquense de Cultura, Carolina Monroy.

 

Jorge Toribio

Ahora voy a platicar de mi gran aventura en la Ciudad de México, que al principio me desconcertó. Cuando salimos del pueblo, por 1925, fuimos a dar al barrio de Tepito, a la calle Aztecas. Hoy es el centro principal de la fayuca, de los comerciantes. Llegamos a una vecindad donde una hermana de mi madre nos dio alojamiento por unos días.

El problema fue la suciedad. Los baños estaban a la entrada, había cinco o seis excusados de barro, se limpiaban a cubetadas. Era un olor tremendo. Mi padre prefería llevarnos a los parques. Todo esto me sorprendió porque estábamos acostumbrados al campo. Después mi padre, como pudo, nos cambió de vecindad, a una más limpia en donde teníamos ya nuestro excusado. Nos bañábamos con jícaras, no había regaderas. Con el tiempo nos mudamos a una vecindad con baños.

En ese barrio vi la muerte de un hombre, también vi a otro golpear a una mujer. Llevaba una canasta con pan, de pronto su compañero le empezó a pegar en la cara, la hirió, comenzó a chorrear y la sangre a caer en el pan. Desde entonces no puedo comer el pan bañado con azúcar roja, el pan de muerto.

Un “azul” perseguía a un hombre con sombrero tejano, le gritaba: “¡Detente!, ¡que te detengas!”. Siguió corriendo, brincó unas cañas y cuando el policía intentó saltar se tropezó… entonces sacó la pistola, disparó, le dio al pobre tejano en la espalda. Lo mató. En Tepito era común ver pleitos con cuchillo. Era un espectáculo tremendo. El portero de la casa, un joven zapatero, una vez se peleó con un carnicero del rastro. El encuentro fue a cuchilladas. El carnicero se enredó un jorongo en el brazo y el zapatero la chamarra. Por fortuna sólo el jorongo y la chamarra se destrozaron, a ellos no les pasó nada grave a pesar de la recia batalla. Terminaron cansados. En otros casos fui testigo de cosas espeluznantes, a un hombre le dieron una cuchillada en la cara, se la rebanaron.

 

Nostalgia por mi pueblo

 

Como estaba con mis padres, hermanos y primos, sólo extrañé el sol, la lluvia, el aire, el campo abierto, las flores, los animales. Todo era diferente, empecé a conocer otra vida. Como era pequeño, me acostumbré.

Tuve amigos más grandes, algunos léperos con ganas. En Tepito se habla como en otro idioma, con groserías tremendas y en doble sentido. Desde entonces no me gusta hablar así. Nunca digo groserías a pesar de estar de mal humor. Hoy es natural hasta en las mujeres, aún con educación y cultura dicen las más grandes. Hasta los escritores las citan, es increíble.

Al llegar al DF viví un mundo diferente, apabullante. De contemplar el valle, las estrellas, me encontré con un mundo álgido. La gente luchaba para vivir. Sin embargo, el Tepito de ese tiempo era humano, podía recorrer sus calles empedradas, atravesarlas por la noche con mi madre y no pasaba nada. Así Tepito me enamoró. Llegué a observar el tradicional tranvía de mulitas, era el único de entonces, pasaba por la calle del Cine Granado.

También había coches de alquiler jalados por caballos. Mis amigos y yo nos subíamos “de paloma” y el conductor, al darse cuenta, con el chicote con el que arreaba, nos daba.

Frente al barrio donde viví había una tienda de abarrotes, era de un chino. Recuerdo su olor, similar al de la tienda de mi pueblo. Vendía pulque y pan. Mi madre me mandaba por el pan, le pedía al chino el pilón, abría el cajón y trozaba el piloncillo. Queríamos al chino por generoso.

En el barrio había muchos niños, la mayoría descalzos, pero todos felices. No nos importaba nada. Mis amigos iban a ver a las muchachas a la vecindad La Casa Blanca, no sé si todavía exista. De lejos, porque si se daban cuenta los jóvenes de ahí, los golpeaban.

Cada 15 de septiembre se hacía una batalla campal contra los muchachos de esa vecindad. Buscábamos cosas no peligrosas para usarlas de espadas, como palos de escoba, sin embargo, cuando se calentaba la situación comenzaban las pedradas.

En esa época íbamos a los tiraderos de tierra para buscar centavos. Las tiendas tenían el piso de duela de madera y por las hendiduras se caían los quintos. Cuando la madera se podría, el dueño de la tienda limpiaba, sacaba el escombro y lo tiraba. Entonces iba uno a buscar.

Con cinco centavos podía comprar un mango pinto, piloncillo u otras cosas. Mi padre me daba de domingo diez centavos. ¡Qué maravilla! compraba un buen perón o una jícama con chile. En vez de dulces comía fruta. Al rábano pelado y rallado, bañado con jugo de limón, le decíamos “La Roña”. Es un manjar del cielo, ya de grande me lo tomaba con tequila.

Mi amigo el zapatero, el que se peleó a cuchilladas, cierto día me dijo “ven, escribe esta carta para Beatriz…”. En esa época yo estudiaba segundo de primaria y escribía cartas de amor para Beatriz, la novia del zapatero. Imagínate cómo estaban escritas pero el zapatero estaba feliz, pensaba que yo era un genio como escritor.

Cada mes aparecía por el barrio un hombre gordo que usaba sombrero de bombín. Los muchachos del barrio le gritaban “¡Don Mateo!, ¡Don Mateo!”. El hombre, elegante, arrojaba centavos, llegué a pescar unos quintos. Con seguridad era dueño de vecindades.

Mi madre iba al mercado de Santa Ana, acompañada del perro. Cuando no encontraba en el mercado del barrio lo necesario se iba al de Tepito. A veces el perro no la seguía,  si tardaba, corría a buscarla. La cuidaba.

Tepito, a pesar de ser un barrio recio, de peleas y esas cosas, no me influyó en ese aspecto. Jamás fui rudo, de pleito o grosero. Quiero ese barrio porque me dejó buenos recuerdos.

Cuando comencé a ir a la escuela daban desayunos gratis. Lo supe porque un “amigo”, a la hora del recreo, sacaba un trozo de bolillo riquísimo y me convidaba. Un día le pregunté:

– Oye, ¿en dónde lo compras?

– Lo dan en la escuela…

Al otro día llegué más temprano con la intención de obtener comida. Me dieron mi arroz con leche acompañado de dos bolillos, de esos que ya no he visto, grandes y dorados. Cuando iba a comenzar a desayunar llegó mi “amigo”: “¡Oye, ése es mi lugar!”. Me levanté y me quedé sin desayuno. Ese día, antes de ir a la escuela,  no comí nada.

En el barrio tuve un amigo novillero, Porfirio. Cuando ensayaba, mi hermano, mis amigos y yo la hacíamos de toros. Recuerdo a Consuelo, una muchacha de 16 años de edad, la veía grande y guapa, y se hizo novia de Porfirio porque era bien parecido. Una vez le dieron una oportunidad para torear, pero regresó al barrio herido porque el toro lo embistió. No le pasó nada, sólo se le rompió el pantalón. Después de eso dejó el oficio. Un buen día desapareció del barrio. Consuelo se quedó triste.

Cuando era niño engañaba al piso creyendo que traía zapatos. Sí, los traía, pero sólo por arriba porque por abajo puros agujeros. Los jóvenes pobres de hoy se sienten frustrados por ser pobres, tienen cierto odio por los de dinero. Para la gente de mi época ser pobre era algo tan natural, bonito, tal vez porque nuestra felicidad no la fincábamos en el tener, sino en el ser. Yo fui feliz cuando era pobre, aunque de joven no tener un traje lo sentí frente a las muchachas. Es natural, hubiera querido que me vieran arreglado. En fin, no tuve complejo de pobre, toda mi familia fue humilde, así me crié.

En Tepito viví casi toda mi juventud en la calle Aztecas. Después nos cambiamos a una vecindad más limpia en la calle Díaz de León. Teníamos el número 62 de la vecindad. Luego nos pasamos al número 17. Veía una vecindad inmensa, preciosa. Al pasar los años, regresé en compañía de mi amigo, el pintor japonés Toneyama. Lo quise llevar para que conociera el barrio donde viví. Al entrar vi una vecindad pequeña, aunque de niño la veía inmensa. Recordé dónde vivían el zapatero, la señora de las tortillas, el carnicero. Después nos mudamos a la calle Bocanegra, colinda con Tepito y el barrio de Peralvillo. La calle tercera era la zona de tolerancia, donde estaban las chicas. Cuando las vi me impresioné, pero como nuestra vida la hacíamos del otro lado, no me daba cuenta. Ese lugar era para mí un mundo extraño, por eso entiendo a Orozco.

El Barco Ebrio

En las instalaciones de Villa-Hogar en Toluca, suceden cosas muy extrañas. Denuncias realizadas a este medio por trabajadores del lugar, que depende del DIF estatal, revelan las condiciones infrahumanas en las que laboran. Cuentan que ni siquiera les permiten visitas de sus familiares, pues tienen jornadas de 8 días seguidos, además de otras restricciones que les niegan elementales derechos.

 

*

El robo de niños en algunas colonias y barrios de la ciudad es parte de un enorme tinglado de corrupción y crimen en el que se encuentran implicados mandos altos y medios de distintos municipios, como San Felipe del Progreso, San José del Rincón y Villa Victoria. Con ayuda de taxistas, los hábiles secuestradores se llevan a los niños como y ha sucedido en Santa Ana Tepaltitlán y Ocho Cedros, donde hay 6 casos registrados.

 

*

Las bancadas partidistas en el Congreso local elaboraron una lista general con los aspirantes a cargos de elección en los comicios por venir, que se hará pública los próximos días. Están prácticamente todos los legisladores, pues creen tener méritos seguir representando a los ciudadanos.

 

*

Habitantes de Tonatico trabajaron duramente el mes pasado como voceros del ahora presidente electo de Estados Unidos, el afroamericano Barak Obama. En todo el país, en las ciudades y municipios expulsores de migrantes, los de Tonatico se encargaron de llevar propaganda, debidamente traducida al español, para que de una vez vayan viendo quién es el mandón. El mensaje que la cúpula gringa dueña del poder manda al mundo tiene una palabra clave: integración. A pesar de la buena voluntad de Barak, esto significa la anexión territorial y económica de toda Norteamérica a las Barras y las Estrellas.

 

*

Los Cuatro Vientos, la inmobiliaria propiedad del ex gobernador Arturo Montiel y Maude Versini, que negocia desde pisitos en París hasta la tenencia de islas en el Caribe, tiene un poderoso socio, que aporta la mayor parte del capital. Su nombre es Jeb, vive en Florida y le dice “brother” al todavía presidente de Estados Unidos.

 

*

La Fonda Rosita, un lugar que vendía comida casera en la ciudad de Toluca y que se convirtió en uno de los más solicitados, tiene también escaparate internacional. Una edición a todo lujo sobre los platillos y recetas que allí se preparaban, editada con ayuda de la Biblioteca del Bicentenario, del gobierno estatal, muestra orondamente un prólogo escrito nada menos que por Laura Bush, la esposa de George y afecta a las artesanías mexiquenses.

 

*

Tultitlán enfrenta una grave revuelta, encabezada por líderes comerciantes, quienes apoyan a los aspirantes a la silla municipal recabando firmas y aplicando encuestas. Para ello, contrataron a fuereños radicados en otros municipios, lo que ha despertado enojos y violentas amenazas.

 

*

Reuniones secretas entre el presidente estatal del PAN, Juan Carlos Núñez Armas y la primera dama del país, Margarita Zavala. Muy serio ha salido el ex alcalde de Toluca de aquellas charlas.

 

*

El alcalde de Huixquilucan está muy nervioso. No duerme ni come bien, luego de los recientes escándalos por corrupción dentro de la policía municipal de aquel lugar. Apenas hace dos años, Adrián Fuentes era la imagen del político triunfador, que inundaba con enormes fotos al valle de Toluca. Hoy, no recibe a nadie y apenas sale de sus oficinas, siempre con cara de preocupado. ¿Cómo estará Korenfeld?

 

*

 

El gobernador Peña no estuvo en la lista de los más guapos del 2008, pero sí salió en la edición especial sobre la muerte y funerales del ex secretario federal, Juan Camilo Mouriño, en la revista Quién, de la cual es cliente asiduo. Allí estaba el presidenciable, de luto, un poco más pálido que de costumbre, al lado de la impresionante ofrenda floral que el gobierno mandó para las exequias. Luego, el 16 de noviembre, Peña se reunió con 120 obispos mexicanos. Allí, según las fotos que el propio gobierno difundió, la cara del gobernador era otra. Transformado, parecía que asistía a su propio funeral, pues su expresión era demudada, desencajada. No como alguien que no ha dormido bien, como el tal Adrián Fuentes, sino como alguien que conoce el futuro, y no le gusta para nada.

 

*

Los foros publicitarios de Peña están en todos lados. Si pudiera, pondría su imagen en cada barda del estado. También la revista Líderes Mexicanos le dedica una superficial entrevista donde repasa, en el tono más Vanity, algunas de las cualidades de este bombón de la política.

 

*

Imágenes e historia del gobernador se ventilan en los más diversos foros de Internet. Algunas versiones mueven a risa pero dan cuenta del desconocimiento sobre la verdadera personalidad del gobernador mexiquense. Incluso hay una versión que lo vincula con José Fernando Peña Garavito, ex funcionario del DF, investigado por un multimillonario fraude en 1998. Otros foros atribuyen a Arturo Montiel su paternidad. Se vale de todo, peor al final habrá una sola verdad.

 

*

Pero Peña es famoso. No es popular, pero casi todos los reconocen, para bien o mal. Tan es así que hasta una página personal mantiene en http://hi5.com/friend/234804991–Enrique–Profile-html, el espacio gratuito que ofrece Hi5, un servicio por Internet para subir informaciones personales. Allí, con apenas 121 visitas hasta noviembre del 2008,  aparece una foto de él y un poco de información sobre los resultados de las elecciones gubernamentales en el 2005, además de que confiesa ser admirador de The Beatles.