El Barco Ebrio

*

Los gobiernos mexiquenses siempre han practicado y promovido el espionaje. Casi todas las dependencias tienen un equipo dedicado a ello. El PRI estatal siempre lo ha tenido y a veces lo disfraza con el pretexto de dar seguimiento a noticias, pero hace unos diez años la oficina de Comunicación Social de este partido contrataba a reporteros locales, sobre todo fotógrafos, y los enviaba a seguir a personajes por todo el país. Les rentaba cuartos de hotel en las convenciones políticas y exigía cientos de imágenes de los sujetos a seguir. Luego, en una oficina encubierta cercana a la sede del tricolor, se juntaba la información, se sacaban proyecciones y se enviaba a quien la hubiera ordenado, generalmente el gobernador en turno, el aspirante al Ejecutivo o algún poderoso diputado o senador. Esa información, luego de consumida, era quemada literalmente en los terrenos de aquella oficina. Estas historias son anecdóticas entre los reporteros de Toluca que trabajaron para aquellas intrigas de tlacoyo y todos ríen cuando las recuerdan. A los involucrados incluso les seguían pagando sus quincenas en tiempos de paz, pero cuando los mandaban llamar no podían negarse. Eso, en los últimos años, pero hay una historia muy antigua detrás de todo.

*

Otro que contaban con su centro de espionaje era el actual diputado local José Manzur, cuando trabajaba como subsecretario de Gobierno en la actual administración de Peña. Su oficina estaba encargada de la recopilación y análisis de información acerca de todo tipo de personajes públicos o privados, de los medios de comunicación, comerciantes, empresarios, políticos, artistas, campesinos, investigadores universitarios, luchadores sociales, deportistas y construía bases de datos electrónicos aptos para toda inteligencia que permitía consultas a las entrañas de cualquier intimidad. Allí están todos, o casi todos los que le interesan de alguna manera al gobierno estatal. Luego Manzur tomó otros rumbos y su equipo se dispersó, pero la actividad en el gobierno estatal continúa. Allí están programadores, ingenieros en sistemas, orejas, policías, reporteros, funcionarios, secretarias y toda clase de oficiantes que son de alguna ayuda.

*

Algunos políticos formaban sus propios grupos de inteligencia para recopilar información. Eran, sobre todo, los presidentes de los partidos estatales, los titulares de alguna Secretaría y los que trabajaban en las cuestiones de seguridad pública.

*

Los tiempos del ex procurador estatal Alfonso Navarrete Prida están llenos de estas historias. Hace cinco años, circulaban entre algunos privilegiados extraños maletines negros que contenían equipo de espionaje en forma de pequeñas computadoras y antenas capaces de interceptar llamadas telefónicas y otras argucias. Todos lo sabían y festejaban la ocurrencia. Incluso hasta el gobernador, primero Montiel y luego Peña, eran escuchados sin mayores problemas.

*

¿Alguien recuerda a Cruz Juvenal Roa Sánchez, ex diputado del PRI en la anterior Legislatura local? Aquel que se paseaba por su distrito (el VIII) llevando de la mano al junior de Benítez Treviño, Víctor Humberto Benítez González, quien buscaba la candidatura del tricolor a diputado local o federal, lo que fuera. ..

*

Aquel que presidió la comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales de esa Legislatura, una de las más poderosas junto con las económicas y la presidencia de la Junta de Coordinación Política… aquel que se portaba de lo más amable con sus invitados a giras y eventos públicos y políticos, quienes más de una vez tuvieron que disculparse ante las insistencias del anfitrión para continuar las fiestas… aquel que aspiró a ocupar la oficina del Abogado General de la UAEM con el arribo del actual rector… ¿alguien sabe dónde y en qué anda?

*

Pues resulta que en la banca. Quien representara al distrito local VIII con sede en Sultepec, perdió la confianza de sus jefes con el último proceso electoral. Pese al carro semicompleto del tricolor en 2009, quienes incumplieron las instrucciones de los jerarcas del partido fueron abiertamente relegados. Si bien el distrito se ganó, de 6 municipios que lo integran, Roa Sánchez sólo pudo conseguir uno. El PAN le ganó Sultepec, Texcaltitlán  y Almoloya de Alquisiras; PRD y PT se quedaron con San Simón de Guerrero y PT-Convergencia con Zacualpan. Roa pudo, apenas, con Temascaltepec. Malos, muy malos números para quien contó con recursos a manos llenas y el apoyo directo de Treviño. Dicen incluso que nunca se lo perdonarán. Lástima, caía bien a muchos.

*

Quienes suponen que el proyecto Peña Nieto rumbo al 2012 es propio, se equivocan rotundamente. Que es del grupo y su líder visible, Arturo Montiel, sólo basta atar cabos para entenderlo. En la Cámara de Diputados, por ejemplo, Ernesto Nemer, uno de los suspirantes más movidos a la candidatura tricolor a la gubernatura, un reyezuelo en ciernes, es marcado personalmente por Miguel Sámano, diputado dizque ecologista. En sesiones de comisiones, de la Junta de Coordinación o del pleno legislativo siempre se sienta a su lado en actitud vigilante, aunque discreta. Sin pestañear siquiera, el ex secretario personal del ex gobernador Montiel supervisa movimientos y expresiones de todos, amigos y no tanto, sin soltar nunca al primo político. El observador atento sabe incluso que antes de que Nemer diga algo en esas reuniones, es porque Sámano ya dio el visto bueno.

*

Hablando del coordinador de los verdes en el Congreso estatal, casi pierde el habla cuando la semana pasada moderó una mesa redonda a la que fueron invitados a debatir los académicos Miguel Carbonell y José Antonio Crespo. Éste último trajo a colación las trapacerías de su jefe real: Arturo Montiel. Aunque Sámano hizo como que la virgen le hablaba y recobrado de la inoportuna mención del docente del CIDE, siguió moderando el debate. ¡La próxima vez que alguien le avise!

*

Medio año tiene en el Congreso estatal la primera representación oficial del Partido Social Demócrata (PSD) que en 2006 llevó como candidata presidencial a Patricia Mercado, quien parecía ser la única todavía con cierta autoridad moral en esa competencia plagada de ilegalidades, irregularidades y maniobras dignas de la trilogía siciliana por excelencia: El Padrino. Un sindicalista es su hombre en el Congreso. Aunque no uno forjado en las luchas del sindicalismo combatiente e independiente. No uno heredero de los principios enarbolados por líderes como los Vallejo o Campa. No uno, para decirlo con todas sus letras, socialdemócrata. Este sindicalista no ha dicho nada por los golpes a los mineros de Pasta de Conchos y electricistas del SME. No ha dicho nada por la semiprivatización de Pemex. No ha dicho nada por la reforma laboral que ya se anuncia.

Ni dirá…

*

Antonio García Mendoza, de quien se habla, nunca se distinguió por esta ideología. Interrogado a su arribo a esta Legislatura, apenas pudo articular algunas opiniones e ideas sobre el trabajo legislativo y una supuesta plataforma del partido que llegó a representar. Bien es sabida su trayectoria por el Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Estado y Municipios (SUTEyM), del que aún es secretario general. Detalle nada menor para descubrir su verdadera militancia política: priista por donde se le quiera ver.

*

Baste con recordar el sentido de sus votos en el primer periodo de sesiones de la actual Legislatura. En ningún caso, por error, descuido u omisión se ha atrevido a votar en contra de las iniciativas de las bancadas tricolor y aliadas, mucho menos las del gobernador, su verdadero jefe. Y sus actividades en el Congreso se reducen a cuatro cosas: donaciones a afectados por las lluvias en Atizapán de Zaragoza y Ecatepec; dos jornadas de salud y la inauguración de sus oficinas de atención ciudadana en Naucalpan.

*

Con esta social democracia, menudo futuro le espera a los mexiquenses. ¿Habrá quien se lo compre?

*

Algunos de los voluntaros radicados en Toluca que acudieron a ayudar en las inundaciones de Valle de Chalco comentan confundidos que los afectados por la ruptura del canal de aguas negras no tenían la menor intención de rescatar sus objetos. No ayudaban ni movían un dedo para limpiar las dañadas casas. Luego de décadas con lo mismo, a nadie le quedan arrestos para ello.

Anuncios

1 comentario

  1. exelentes datos… mira nadamas!!! quien lo dijera….


Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s