De golosos y tragones

* ¿Qué debemos comer para mantenernos sanos? ¿Hay especialistas sobe problemas de peso? ¿Dónde los podemos encontrar? ¿Es la obesidad un trastorno? ¿Es hereditario? ¿Qué trastornos enfermedades provoca?

 

Andrés Villarreal Martínez

Al caminar por el centro de Toluca podemos encontrar en casi todas las esquinas algún antojito para alimentar a la lombriz. Hay quienes ponen su pequeño puesto como una extensión de la banqueta mientras otros ocupan su cochera para abrir un negocio ya sea de hot dogs, hamburguesas, taquitos de cabeza de res, cecina, chorizo, bistec y por supuesto los tamales y las tortas de chorizo. Todo está calentito y listo para ir al estómago

No hay pretextos para decir que no hay dónde comer, pues si en la avenida Morelos no encontramos algo que sacie nuestro apetito, podemos recurrir a las enormes tortas que preparan en la Alameda, donde además venden elotes, esquites, hot cakes, gorditas, chalupas, tlayudas y papas fritas que nunca faltan ahí y afuera de las escuelas o de las instituciones públicas como el ISSEMyM, junto al parque Juárez, donde además venden churritos, donas y gelatinas de diferentes sabores.

Pero no todo en la calle es grasa. También están los vendedores de fruta, tan higiénicos que usan bolsas para no tocar la fruta que traen paseando por toda la ciudad o en las afueras de las escuelas, aunque los carros pasen soltado gases. La comida abunda en todas partes, pero ¿qué clases de alimentos son los que consumimos?

Daniel Andrade Ortega, del sexto semestre de la licenciatura en Nutrición de la UAEM, comenta que lo malo de comer en la calle es “que no tenga una buena higiene, la comida debe de ser un tema muy importante dentro de tu vida. Así como programamos las demás actividades tanto escolares como laborales, la comida debe estar dentro de los planes, fijar un horario”.

– No son los mismos requerimientos energéticos los que necesita un bebé, un preescolar, un adolescente o un adulto, mucho menos las mujeres en etapa de embarazo. Hay que considerar las actividades que uno hace durante el día; obviamente un atleta va a tener otros requerimientos que alguien no hace prácticamente nada de actividad física. Un  medico, un nutriólogo o un dietista te puedan hacer un plan durante un periodo para que puedas adecuarte.

México es el primer lugar mundial en obesidad no sólo en los adultos sino también en los niños. El sobrepeso y la obesidad infantil afectan a uno de cada cuatro niños de primaria y uno de cada tres de secundaria porque “principalmente estas comidas de la calle pertenecen a un grupo dentro de los hidratos de carbono, como pueden ser las frituras, alimentos que contienen muchas grasas y no tienen otras vitaminas y minerales como lo puede ser una fruta o una verdura”, explica Daniel.

“El Plato Del Bien Comer” es un esquema hecho especialmente para la comunidad mexicana, en donde vienen divididos los alimentos de acuerdo a lo que proporcionan; frutas y verduras, cereales, tubérculos, leguminosas y alimentos de origen animal.

La alimentación que busca fomentar comprende los siguientes aspectos que debe tener cada comida:

1).- Completa: un alimento de cada uno de los tres grupos del plato.

2).- Equilibrada: no se debe consumir ni más ni menos de lo que el cuerpo necesita y para ello hay que ir con especialistas, ya que todos usamos diferente cantidad de energía.

3).- Suficiente: tiene que ver con el equilibrio. No tiene caso comer un kilo de manzana, si hay fritura.

4).- Variada: dentro de cada grupo puedes consumir la mayor cantidad de alimentos que se encuentran en él.

 5).- Inocua: la higiene en la preparación. No debe consumirse una manzana que no está lavada o un arroz mal hervido.

 6).- Adecuada a los gustos y la cultura de quien la consume, de acuerdo con sus recursos económicos.

Según Daniel “un buen nutriólogo no te va a quitar ningún alimento, simplemente te va a orientar para que sepas que es lo que consumes porque tampoco es depender de él, a menos que tengas una patología”.

Entre las enfermedades más recurrentes ocasionadas por la obesidad y malos hábitos alimenticios están la diabetes, enfermedades cardiovasculares, tensión arterial, que “a pesar de ser generadas por muchos factores, el principal es la obesidad”.

En abril del 2010 la Cámara de Diputados de México aprobó la Ley Antiobesidad que prohíbe venta y publicidad de comida chatarra en primarias y secundarias, así como la implementación de media hora diaria de ejercicio. La ley contempla sanciones de 12 mil a 16 mil salarios mínimos (689 mil a 919 mil pesos) a quienes no la lleven a cabo.

El Bando Municipal 2011 de Toluca señaló en el artículo 63 la prohibición de expender productos que contengan alto contenido calórico y bajo nivel nutricional. Por ello, la comida “chatarra” no podrá venderse en un radio de 200 metros de instituciones educativas. No obstante, para muchos estas reformas han pasado inadvertidas.

“Una media está en tomar 2 litros de agua al día, consumir de mil a mil 500 calorías, pero si presentas alguna patología puedes consumir menos o más. Lo más recomendable es que tengamos conciencia de lo que estamos consumiendo, pues una buena alimentación ayuda para estar más activo y tener energía a la hora las actividades”.

– ¿La comida chatarra es la única razón por la que se engorda?

– Es un factor importate pero no es necesario, hay gente que es delgada y come todo tipo de frituras, o delgada con diabetes, que puede ser de nacimiento porque tu cuerpo no produce insulina. Esto es hereditario, tenemos una cultura de malos hábitos, genéticamente los mexicanos tendemos más a la diabetes que un estadounidense”.

– ¿La obesidad es hereditaria?

– Se dice que la obesidad es hereditaria porque esto viene de la educación. Cuando  vives  con una familia que es obesa, la alimentación es parte de la educación que recibes en el hogar. Si los papás son obesos porque consumen alimentos que generan eso en ellos, como hijo lo vas a ver y reproducir. Algunos especialistas recomiendan comer más de 5 veces al día.

– ¿Ser obeso significa estar bien nutrido?

– Un obeso no va a estar bien nutrido pero puede no caer en la diabetes. Puede ser obeso por presentar altos índices de grasa corporal por consumir bastantes hidratos de carbono y grasas pero desnutrido en cuanto a vitaminas y minerales.

El ABCD y E de la nutrición es prácticamente lo que hace un nutriólogo y contempla lo siguiente:

El (A)se refiere a la antropometría, mediadas del cuerpo. “En una consulta un nutriólogo va a evaluar estatura, peso, composición cultura y a partir de ellos hará un análisis bioquímico (B), para ver producción de encimas necesarias o algún problema hereditario que afecte a la hora de digerir algún alimento. Mientras, (C) es lo clínico, embarazos, hábitos, trabajo, enfermedades padecidas. El (D) es la dieto-terapia, donde se hace un plan de requerimientos nutricionales al mes o a los 6 meses para saber qué consumir. Por ultimo viene la E, educación  y aunque antes no se hablaba de esto, las anteriores no sirven de nada sin Ésta porque en la familia se hereda los hábitos. Según la Secretaría de Salud se prevé que el 70% de la población sea obesa en los próximos años.

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s