El Barco Ebrio

*

Nunca antes en la historia de la humanidad, un hombre tan poco destacado había generado tanta cantidad de información en torno a él. Y es que el ex gobernador del Estado de México, Enrique Peña, actual presidente mexicano, tiene en su haber al menos 5 libros sobre su persona y cientos de miles de notas y reportajes, de todas las índoles, que algo dicen acerca suyo. Un pequeño análisis de sus actividades y propuestas, más allá de ser presidente, dicen a esta columna que realmente hay muy poco que resaltar como logro o simple propuesta, que sus habilidades no exceden a las de un ciudadano común y que incluso están por debajo de ellas y que su única gracia, por vida y obra de su apellido y relaciones familiares, hasta el momento, es pertenecer al Grupo Atlacomulco, esa fantasmal organización que nada más no existe, no se ubica en ninguna parte y no tiene control sobre nada que sea político o empresarial en México. Ni siquiera deportistas de mediano talento han levantado tal ámpula, aunque también, en el caso de Peña, ha costado al Edomex sus buenos 800 millones de pesos anuales para el pago de publicidades. Según la Secretaría de Gobernación, a Peña le costó 8.5 millones de pesos dar su primer mensaje, el 1 de diciembre del 2012.

 

*

Uno que sale con nuevo libro es Rafael Loret, padre del conductor de Televisa, Carlos Loret, con un escrito llamado Despeñaderos. No se sabe bien a bien de qué vaya, aunque es claro que habla sobre lo que siempre ha redactado el autor, y aunque el presidente aparece en la portada, parte de su contenido abarca diversos periodos de la política en el país.

 

*

Rafael Loret es recordad porque en su última entrega publicó una supuesta llamada telefónica del Chapo Guzmán, que contestó Peña Nieto, todavía gobernador, en la que le advertía que no llegaría  a la presidencia mexicana. La versión de Loret se recuerda en el marco de la guerra que se libra en Michoacán, donde hasta al gobernador interino, Jesús Reyna García, lo ligan con el cártel de Los Caballeros Templarios. Ese Reyna es originario de Huetamo, uno de los municipios más importantes en el trasiego y siembra de droga, ubicado dentro del Triángulo de la Brecha, en la Tierra Caliente que comparten Guerrero, el Edomex y Michoacán mismo. Quienes conocen Huetamo saben que aquel municipio no representa poca cosa en esas ligas.

 

*

En Toluca la Organización Ciudadana para la Renovación Social, que dirigen Efrén Ricardo Villegas López y Hedilberto Domínguez, apunta que la Federación ha cancelado, aunque de manera extraoficial, los apoyos oficiales para 43 proyectos emprendedores que esperaba resolución, y que se tramitan ante la delegación del Instituto Nacional de la Economía Social. Según ellos, han organizado manifestaciones para exigir explicación, por lo menos, acerca de aquella decisión y han buscado la intervención del presidente Peña para que no deje que Toluca se cierre a estos patrocinios o programas, que anteriormente los tramitaba la actualizada dependencia del Fondo Nacional de Apoyo para las Empresas en Solidaridad Servidos, Fonaes, Servidos.

 

*

Miguel Ángel Contreras Nieto, procurador de Justicia del Edomex, sabía en lo que se metía cuando aceptó la invitación de Eruviel Ávila para encabezar la PGJEM, que había tenido como jefes a los más polémicos y cuestionados procuradores en los últimos años, como Alberto Bazbaz y Alfredo Castillo, a quienes el caso de la niña Paulette debió enterrarlos políticamente para siempre. Ellos, como muchos otros, se cayeron para arriba, pero Contreras no encontró una silla lo suficientemente cómoda. Así, el Inegi le hace algunas cuentas al Estado de México y le señala que hay 14 mil 63 asesinatos desde el 2006. Parce que para un estado con 15 millones de habitantes, la cifra queda corta. Se trata sólo de los denunciados, la llamada cifra negra que dicen las mismas autoridades, es apenas el 25 por ciento del estimado total. Si hacemos caso, una simple operación arroja la cantidad de 56 mil 252 homicidios.

 

*

A Contreras debe preocuparle, no hay duda, pero también debe responder sobre la capacidad de su dependencia, que nada más no da visos de inteligencia en los casos sensibles. El secuestro del alumno del colegio Montessori, el asesinato del poeta Guillermo Fernández, por mencionar sólo dos de tantos cientos, son ejemplos que están allí, en espera de respuestas. La entidad es un territorio fuera de control, donde la ley ni la justicia importan un bledo. Es de todos sabida la penetración e influencia del narcotráfico en el Edomex y la inoperancia que ante los cárteles presentan las dependencias obligadas a enfrentarlos. Si a eso se le suma lo cotidiano –como si los cárteles no lo fueran ya-, a Contreras le toca bailar con el más feo.

 

*

A Eruviel Ávila le quedaría un mes y medio en el poder mexiquense. Si se va, el acomodo ya se lo encontraron como asesor de la Presidencia. Y eso y nada es prácticamente lo mismo para un tipo cuya aspiración personal es tan grande como la de su jefe. Si no se va, el resto de su gestión será como lo que ya cursó. Atado de manos, de pies y de cartera, al hombre que empezó en la política como vidriero no se le auguran buenos tiempos, salvo que decida hacerse cargo de su propia historia, cualquiera que sea la que elija. L alista de sustitutos existe, a pesar de todo, aunque se ha reducido considerablemente. Luis Miranda y María Elena Barrera llevarían una ventaja sobre los demás.

Hambre

* Cifras del Inegi ubican 2 mil 905 homicidios en el Edomex nada más durante los primeros seis meses del 2012, matizado sin embargo por el porcentaje de 18 asesinatos por cada 100 mil habitantes, que comparado con los 77 que registra Guerrero, adquiere su correcta dimensión. De cualquier forma la estadística oficial, desde el gobierno federal de Enrique Peña, avala aquel primer lugar. Las dos cifras, con todos los contrastes que pueden tener, tienen más significado político que social. De este último, la abstracción evita a la mayoría tener una lectura reflexiva, que no impide, por otra parte, que esa pobreza numérica se viva en carne propia.  

 

Miguel Alvarado

Miguel Ángel Ramos Martínez, coordinador operativo de la Coordinación General de Comunicación Social, dice que las cifras sobre pobreza en el Estado de México tienen mala leche y presentan una visión tendenciosa acerca de la administración de Eruviel Ávila. No es casualidad, sin embrago, que en las mismas fechas se presenten dos datos importantes. El primero, que 45.3 por ciento de los mexiquenses vivan en algún tipo de pobreza, según cifras del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), y que el Edomex sea primer lugar nacional en homicidios, según el Inegi. Ramos Martínez, finalmente portavoz de la versión oficial, acepta que hay pobres, pero que no lo son tanto. Y repite los datos desde la perspectiva gubernamental avalados por Ávila, a quien le esperan 30 días de cuestionamientos pues se a por hecha su salida de la gubernatura, a pesar de que él mismo se ha encargado de difundir lo contrario. Si no se va, Ávila tiene ante sí las cifras federales que indican el rumbo de su administración. La interpretación, cualquiera que sea, no puede borrar la evidente pobreza que cada municipio sortea como puede. La cifra federal relata que la pobreza creció 2.4 por ciento en esta entidad.

Por su parte, cifras del Inegi ubican 2 mil 905 homicidios en el Edomex nada más durante los primeros seis meses del 2012, matizado sin embargo por el porcentaje de 18 asesinatos por cada 100 mil habitantes, que comparado con los 77 que registra Guerrero, adquiere su correcta dimensión. De cualquier forma la estadística oficial, desde el gobierno federal de Enrique Peña, avala aquel primer lugar. Las dos cifras, con todos los contrastes que pueden tener, tienen más significado político que social. De este último, la abstracción evita a la mayoría tener una lectura reflexiva, que no impide, por otra parte, que esa pobreza numérica se viva en carne propia.

Mientras Ramos Martínez considera que “la información del Coneval ciertamente habla de un crecimiento en la conocida como pobreza moderada… debido a que se abatió en 2.8 por ciento la pobreza extrema… entonces eso que están observando como “crece” (sic) es en realidad una mejoría en el extremo”, los casos individualizados relatan realidades opacadas por los promedios. Un ejemplo es el negocio de Pedro Cruz, de 80 años, quien posee un a péquela tienda en San Pablo Autopan y que atiende junto con su esposa, de la misma edad. Ellos invirtieron 5 mil pesos, hace pocos años, para comprar mercancía e iniciar el negocio que significa su única entrada y que hasta el momento los sostiene. Hoy, luego de casi cinco años de batallar, no han conseguido consolidar su inversión y apenas las cuentas les salen para volver a adquirir productos. La ganancia es de unos cuantos cientos de pesos, apenas 700 al mes. Cruz y su esposa, quienes viven con sus hijos en la casa familiar, asegura que no podría sobrevivir si no fuera por el apoyo de sus parientes, quienes deben pagar comidas y servicios del hogar con sus propios trabajos.

Un ex presidente estatal priista, Fernando Alberto García Cuevas, hoy delegado de la federal Secretaría de Desarrollo Social, donde es subsecretario Ernesto Nemer, ex secretario de Desarrollo Social en el Edomex, avala las cifras de pobreza. Los funcionarios, activos en los sexenios de Arturo Montiel y Enrique Peña, no se avergüenzan de descalificar los resultados de sus propios trabajos. La desmemoria social está de su lado. Eruviel Ávila no podría, el solo y aunque quisiera, arrastrar a a la entidad hasta los lugares de miseria que ocupa sin heredar los factores. La pobreza es herencia de los anteriores gobiernos y resultado, sobre todo, de los últimos 20 años. García Cuevas también apunta que los 32 municipios registrados en la Cruzada Nacional Contra el Hambre, pero no puede dejar de lado a los miserables históricos y que se ubican en el sur mexiquense: Luvianos, Sultepec, Tejupilco y los de mayoría indígena, San Felipe del Progreso y San José del Rincón.

México, el gobierno peñista pues, justifica esta crisis generalizada con más números y apunta que la inflación en México lo ubica en el segundo lugar dentro de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Y como todo está conectado y el tema del petróleo podrá ser ventilado debido a los costos que tiene producir un barril, -60 dólares para el país, y en venta a 100- también lo mexiquense se cuela por ahí. La política peñanietista es la misma que se aplicó por seis años en el Edomex y por ello se sabe el rumbo y los resultados que dará esa administración a nivel nacional. El montielismo dejó claras lecciones, sospechosas cuentas por pagar y el mensaje de impunidad, pues todo se puede.

María Luisa Hernández tiene un puesto de gorditas y quesadillas en Paseo Tollocan. Todas las mañanas lo instala, cerca de las 9, y se retira entre 5 y 6 de la tarde. Siempre vende toda su mercancía porque tiene clientes que acuden a ella desde hace 10 años, pero dice que los últimos dos años no ha podido ganar lo que antes. Y es que para ella todo ha subido. Desde lo elemental, la masa para sus tortillas y el aceite, hasta los pocos refresco que enfría en una enorme tinaja de lámina. Las quesadillas cuestan 12 pesos cada una, un precio que no todos están dispuestos a pagar. Anciana, tiene dos acompañantes, familiares suyos, quienes hacen parte del trabajo. El negocio debe rendir para tres, quienes comparten los gastos. El comercio ambulante se ha convertido en una opción para quienes no tiene empleo fijo o no les es suficiente. Además de las esquinas y los cruceros, las colonias que antes eran exclusivamente habitacionales ya aceptan estos negocios. Camellones y las propias casas se han transformado en cafés, expendios de comida y tamaleros, garnacheros, dulceros y hasta lavacarros se colocan en las aceras en espera del cliente. Trabajo hay, también ingenio. Pero el dinero no circula. Este panorama se refleja en otras esferas. Pequeñas y medianas empresas que hacían la mayor parte de sus negocios como proveedores del gobierno estatal han cerrado al menos parcialmente en la ciudad. Los contratos existen pero se otorgan a pocos. La derrama no llega, el dinero es retirado, al menos de la entidad. Los anuncios de Eruviel sobre trabajo y  la misma pobreza representan la postura de su gobierno y la percepción que la ciudadanía tiene de él. Luego de seis años de monstruosa exposición mediática con Peña Nieto, algunas de las pocas mediciones que el elector tiene a la mano para valorar a Ávila, obra pública, discursos y apariciones, reflejan solamente zonas grises, abandono político y diferencias con quienes se supone, son sus jefes y le ayudaron para ganar las elecciones. El pago de favores no ha terminado y la salida de Eruviel representaría esa confirmación. Con Ávila no hay apapacho presidencial y si lo hubo se ha terminado. Así lo indican los 870 mil mexiquenses miserables, cerca del 10 por ciento de la población total, confirmados por la Federación y los 7 millones 712 mil pobres, cifra que aumenta sondeos del 2012.

Ávila interpreta al revés, casi discreto, y desde San Antonio la Isla afirma que ese mismo Coneval conforma la reducción de la pobreza extrema y el rezago educativo y de paso concede crédito, más de dientes para afuera, a la administración peñista. “Son buenos datos, buenas noticias, quieren decir que las acciones que impulsó la pasada administración estatal y las que hemos llevado a cabo en estos dos años de gobierno, a través de las Acciones por la Educación, Acciones por la Mujer, acciones en beneficio de la salud y los apoyos al campo están funcionando, pero para esto tenemos que trabajar, tenemos que redoblar el esfuerzo, impulsar programas como los que estamos llevando a cabo hoy día. Desde luego todavía más para poder superar estas cifras, siempre de la mano, siempre en coordinación con el gobierno federal”, dice en el comunicado oficial. Luego pone sus cifras: “la población en situación de pobreza extrema disminuyó, al pasar de 8.6 por ciento en 2010 a 5.8 por ciento en 2012;  la carencia por acceso a la alimentación bajó de 31.6 por ciento a 17.7 por ciento; el rezago educativo descendió de 18.5 por ciento a 15.4; la carencia por acceso a los servicios de salud disminuyó de 30.7 a 25.3 por ciento; las carencias por calidad y espacios de la vivienda y de acceso a servicios básicos en las mismas, se redujeron de 12.9 a 10.2 por ciento y de 15.9 a 11.5 por ciento, respectivamente”.

Acerca de los homicidios, poco ha cambiado el panorama desde enero del 2013. Los diarios locales Alfa y Tres PM reportan 7 ejecuciones en menos de 24 horas en el valle de México, entre el 30 y 31 de julio y una larga lista de robos, desfalcos y plagios sin resolver, como el del joven Carlos Eduardo, levantado hace 5 meses en el centro de la ciudad. Las investigaciones de la PGJEM no han obtenido resultado alguno y el reclamo del padre, Alfredo Martínez, a Miguel Ángel Contreras Nieto, procurador estatal, es público y desolador. Paradójicamente Contreras, que no puede con todos los crímenes, encuentra tiempo sin embargo para escribir cuentos y en las librerías de Toluca, como El Laberinto, circula su pequeño volumen, “Violetas para Luisa”, en una coqueta presentación y recomendado por figuras televisivas locales como Anayanssi Moreno.

El vocero gubernamental de Eruviel Ávila, Miguel Ángel Ramos Martínez tiene razón. La cifras del Coneval son tendenciosas no porque mientan, sino porque, precisamente, dicen la verdad.

Daños de Enlace

* Con apoyo de financiamiento privado han hecho creer que el profesor es responsable de la reprobación, la incomprensión de textos, la falta de habilidades matemáticas, del bajo nivel educativo, en fin, con una tendencia que está a punto de llegar al extremo de promocionar que el bajo gasto educativo destinado a educación en el país y en los estados es por su culpa.

 

 

Luis Zamora Calzada

 

El 28 de julio un conocido medio nacional reportó manifestaciones y la crisis educativa que viven las escuelas públicas de Estados Unidos, provocada básicamente por el uso de exámenes estandarizados, hecho totalmente similar a la Evaluación Nacional de Logro Académico en Centros Escolares o Enlace, generando daños diversos que han conducido al malestar social.

Entre las repercusiones inmediatas que se comentan y que ocurren ya en nuestro país, se encuentra la devaluación de la imagen de los maestros, a quienes responsabilizan de los malos resultados y todas las adversidades del sistema educativo.

Con apoyo de financiamiento privado han hecho creer que el profesor es responsable de la reprobación, la incomprensión de textos, la falta de habilidades matemáticas, del bajo nivel educativo, en fin, con una tendencia que está a punto de llegar al extremo de promocionar que el bajo gasto educativo destinado a educación en el país y en los estados es por su culpa.

Cada vez es más frecuente escuchar calificativos de maestros flojos, mediocres, conformistas, miedosos; recientemente en nuestra entidad la gran cobertura mediática destinada a un supuesto maestro delincuente o a nivel nacional de la maestra encarcelada por “error”, con posteriores disculpas del titular de la Procuraduría General de la República, por la inconsistencia de sus actuaciones en el caso, todo encaminado a descalificar a los docentes.

Como ocurrió aquí, el examen se convirtió en el eje de la escuela, se destinó demasiado tiempo en los entrenamientos para contestar Enlace, reduciendo los tiempos para el aprendizaje y la docencia, para el razonamiento de los alumnos. Los resultados obtenidos han sido la base para desacreditar y calificar a las escuelas “focalizadas”, asociándolas al fracaso.

El profesorado debe evitar los despidos y el cierre de escuelas públicas, como ocurre ya en el país vecino, la capacitación del maestro centrada en la docencia es fundamental en esta gran lucha, es necesario volver a la tira curricular, al perfil del mexicano que queremos y sobre todo acatar lo establecido en nuestra Carta Magna, como lo recomiendan algunos especialistas en el tema.

 

Sindicalismo oficial

 

Recomendamos una lectura, por la crudeza de su descripción de una realidad que no se puede negar, respecto al tema del sindicalismo y sus prácticas no conocidas por todos, en los sindicatos de electricistas, telefonistas, petroleros, mineros, obreros, burócratas y por supuesto maestros a nivel nacional, presentados en la obra “Los amos de la mafia sindical”. (Francisco Cruz Jiménez, Editorial Planeta, 2013)

En este sindicalismo queda claro que el trabajador no ha importado a las cúpulas, los derechos de  los que tanto se habla en discursos, en eventos montados para el aplauso fácil, son una verdadera falacia, incluso se puede afirmar que un trabajador informado no es útil a la organización. La desinformación y la ignorancia en fundamental en este esquema y quien se atreva a cuestionar el destino de las cuotas o la abundancia de los dirigentes es automáticamente enemigo del sindicato; es conveniente, en este contexto, dominar los deseos de conocer.

Señala el autor que el éxito de los dirigentes en este modelo sindical “se basa en la capacidad para mostrar docilidad al presidente de la República, complacer a los empresarios y contener a los trabajadores, mantenerlos en un ejército cautivo y temeroso, utilizando todo tipo de artimañas o métodos sugestivos como la cláusula de exclusión, la lista negra y la manipulación de estatutos, autorizando su reelección ‘por esta única vez’ cuando se proclaman dirigentes vitalicios, líderes a perpetuidad…”.

En el caso de los maestros, el presidente Ávila Camacho requirió su sumisión absoluta, lo que fue concedido por el dirigente en turno. A cambio, el sindicato “ganó el derecho de asignar a discreción las plazas de maestros e incidir en las políticas educativas, sin contar los puestos que obtuvo dentro de la Secretaría de Educación Pública y el Congreso de la Unión…”. Cualquier parecido con lo que ocurre con el sindicalismo oficial magisterial en nuestra entidad no es mera coincidencia, es algo inducido y permitido.

El Sindicato Unificado de Maestros y Académicos del Estado de México (SUMAEM), está consciente de las ilegalidades y arbitrariedades en contra de los trabajadores. Su razón es combatirlas, mostrar la cara de la legalidad para despertar a los maestros. Informados, fortalecerán su presencia en las aulas, la lucha por este nuevo perfil está en construcción.

Alesi, Florencia, Bulgákov

* Los morfinómanos pueblan el mundo. Para aquellos que viajaron a la Italia en paquetes pre-pagados y consumieron tiempo-hotel metidos en sus sábanas de Wal-Mart menospreciando el valor de lo invisible, se perderían, sin duda, un espectáculo que el humanismo y las guerras mundiales dejaron en Florencia.

 

Miguel Alvarado

Sólo Bulgákov podría escribir tan descarnadamente relatos de hospital como crónicas con toda la reverencia posible. Adicto a la morfina, descubrió sin miramientos aquella muerte viva, antes de poder dejarla, en algún momento de su carrera médica. Si es la madre ayudadora de los dolores más profundos, también reclama un pago, y siempre lo requiere pronto. Algunos cuentos de Mijaíl Bulgákov están compilados en el libro “Morfina”, sobre su vida en los hospitales públicos de la primera Rusia soviética. Luego, años después, la novela “El maestro y Margarita” le daría la estatura de imprescindible y de vencedor de la adicción, al menos del estadio fatal que otros no quieren  ni pueden –y no deben- superar.

Los morfinómanos pueblan el mundo. Para aquellos que viajaron a la Italia en paquetes pre-pagados y consumieron tiempo-hotel metidos en sus sábanas de Wal-Mart menospreciando el valor de lo invisible, se perderían, sin duda, un espectáculo que el humanismo y las guerras mundiales dejaron en Florencia. Allá, en las fuentes neptunianas adornadas con trabajos por la hermosura de Ammannati y Giambologna, auténticos gabinetes del doctor Caligari se presentan en perfecto orden, nada más quedar semidesierta aquella placita. Uno se sentiría indigno de la morfina a determinada edad, pero joven, sin años, aquello es nada más que un pasajero que tiende la mano hacia un camino donde lo importante son las alianzas. Nada de finales ni tragedias. Aquellas guerras dejaron en algunos el desacato a dios, a quien reclaman y culpan como si fuera de verdad y miran al cielo mientras pasean arrastrando su miserable condición divina. Y el reclamo es siempre el mismo, con el puño levantado, la mirada perdida en santidad de locura que invoca, por decirlo así, al causante de todo. Y si dios tiene cuentas pendientes con la guerra y sus lisiados, jirones cárnicos testigos de quebrantos innombrables, y no las quiere pagar, otros eligen lo interno, el sanguíneo torrente que todo lo lleva y arrastra como el original Éufrates, que se tragó entre sus caudas los inris del Paraíso y que en México lo representa el futbolista Benítez, muerto para siempre entre árabes y dólares y las amenazas de Peña Nieto contra los asesinos del vicealmirante Carlos Miguel Salazar Ramonet.

La señora de la Plaza, allá en Florencia, observa cómo a las cuatro de la noche un ejército de vencidos, nietos o bisnietos de los que iban a la guerra como si se tratara de un partido del calcio, salen de las cloacas donde semiduermen durante el día y se sientan en las orillas de aquellas obras maestras destinadas al fervor turístico. Allí, entre comida apenas tragada, esperan pacientes la llegada de la dosis. Morfina recién comprada en cualquier tienda de la esquina, eso sí, muy especializada y descreída del poder de dios y Peña Nieto, aparece en algún momento y aquellos rumiantes exclaman como pueden una oración para el sagrado líquido, despojo médico que iluminará los segundos entre desgracia y suicidio. Si Rimbaud probó de todo y murió en brazos de su madre, luego de una exitosa carrera vendiendo armas, los de las fuentes sólo quieren una cosa, pero no exploran miserias literarias ni los arcanos inspiradores. Y uno por uno, con las mismas jeringas, se inyectan un poco, como lo establece el manual médico más burdo: “2-15 miligramos (0.05-0.2 mg/kg en pacientes pediátricos; máximo 15 mg); inducción, dosis de 1 mg/kg”.

Eso como principio está bien, pero el fracaso no perdona. La guerra del narco en México incluye un porcentaje de opio y dinero para sembrarlo en otros países. La inversión reditúa y para que 30 pálidos fantasmas florentinos puedan, cada noche, disipar su agonía, unos 100 mil han muerto del otro lado del mundo. Las reglas del equilibrio están rotas, pero si de intercambio de energías se trata, ninguno de ellos vivirá más allá de los 22 años. Analgésica solución es ésta, donde la fractura nace, viperina, en la herida incurable.

Las agujas son usadas demasiado por todos, y además las comparten con el curioso, éste sí, zombie latino tembloroso y prejuiciado que no comprende, que no se acepta. Luego de un tiempo los morfinómanos deben regresar. Se despiden, porque son educados, y dejan sus instrumentos regados en la calle aunque algunas son recolectados por los que no podrán comprar mañana. Las jeringas quedan allí, a disposición del servicio de limpia mientras Florencia despierta y otros, los más audaces, comiencen el día con una guerrillera ración de coca o speed, en espera de que algo suceda. Ellos no morirán, no tan pronto, y apuntalarán el florecido mercado de drogas que representa la Europa descreída, olvidada de sí misma y de esa emotiva farsa cosmopolita de agencias de viajes. Conquistadores y guerreros por siempre, hoy batallan contra los elegantes capos, algunos de ellos tan mexicanos como la cerveza Corona o el pan Bimbo.

Pero a nadie le interesa la suerte del señor Servitje, Lorenzo que en reuniones con microempresarios siempre dice que vende pan y no futbol, como si fuera morfina. Nadie, en su juicio, ha concebido obras maestras merendándose un sándwich con el Osito Bimbo, ni siquiera la selección de Aguirre. En cambio, felizmente, son varios los que pudieron pretextar ante la morfina y dejar, como Eros Alesi, miligramos de la lucidez más ácida.

Alesi, poeta primero y enseguida adicto, tenía 20 años cuando murió, en aquella Italia de turistas y brigadas rojas, en 1971, cuando decide suicidarse. Poco se sabe de su vida, pero sí de sus escritos, que son, efectivamente, una dosis permanente de aquel opio materno que tanto ayuda cuando “ves que yo veo que sólo una gran, grandísima negrura, la misma negrura que yo veía que tú veías, que seguirás mirando lo que veo”.

 

Querida, dulce, buena…

 

Querida, dulce, buena, humana, social, Mamá Morfina. Que tú, solamente tú, dulcísima Mamá Morfina, me has querido bien, como yo quería. Me has amado totalmente. Yo soy el fruto de tu sangre. Que solo tú has logrado que me sienta seguro. Que tú has logrado darme el cuantitativo de felicidad indispensable para sobrevivir. Que me has dado una casa, un hotel, un puente, un tren, un portón, y los he aceptado; que me has dado todo el universo amigo. Que me has dado un rol social, que pide y da. Que a mis 15 años acepté vivir como ser humano, “hombre”, sólo porque estabas tú, que te ofreciste a crearme por segunda vez. Que me enseñaste a dar los primeros pasos. Que aprendí a decir las primeras palabras. Que sentí los primeros sufrimientos de la vida. Que experimenté los primeros placeres de la nueva vida. Que he aprendido a vivir como siempre soñé vivir. Que he aprendido a vivir bajo los innumerables cuidados y atenciones de Mamá Morfina. Que jamás podré renegar de mi pasado con Mamá Morfina. Que tanto me ha dado. Que me ha salvado del suicidio o de la locura que casi habían destruido mi salvavidas.

Eros Alesi, Ciampino, Lazio, 1951; Roma, 1971.

El estratega de Televisa

 

* Televisa no sólo fue favorecida por el gobierno del Estado de México con los contratos de publicidad, Azcárraga ha alcanzado tal poder que tuvo injerencia en la toma de decisiones de la entidad mexiquense, encontró el reportero local Elpidio Hernández. Altos ejecutivos de la empresa  como Pedro Aspe Armella, Alejandro Quintero Íñiguez, Bernardo Gómez Martínez, Alfonso de Angoitia Noriega y José Antonio Bastón Patiño —los otros  Golden Boy’s— también han concretado millonarios negocios en territorio mexiquense. Este texto es parte del libro Los Golden Boy’s, del periodista Francisco Cruz, editado por Planeta en el 2012.

 

Francisco Cruz Jiménez

La política de esconder información no es nueva. Se puso en marcha desde que Peña fue impuesto como candidato a gobernador en enero de 2005. Negocios de familia, la biografía no autorizada de Enrique Peña Nieto y el Grupo Atlacomulco, que salió a la venta en 2009, recordó que Ricardo Monreal Ávila, representante del Partido de la Revolución Democrática (PRD) ante el Instituto Electoral del Estado de México (IEEM), presentó una denuncia contra Peña por rebasar el tope de gastos en 30 por ciento, pues desembolsó 282 millones 372 mil 574 pesos,  cantidad superior a los 216 millones 770 mil 700 pesos aprobados.

La denuncia se quedó corta. Personajes cercanos a Peña y al PRI mexiquense comentaron que hubo gastos hasta por 3 mil millones de pesos para garantizar el triunfo de su candidato a gobernador, así como una guerra sucia para minar y, metafóricamente, matar al rival panista Rubén Mendoza Ayala, quien estaba arriba en las encuestas. Sólo a través del dispendio y de una campaña sucia e inmoral contra Mendoza Ayala, Peña logró posicionarse.

Sobre lo que la televisora de Azcárraga Jean recibirá en los próximos seis años, eso ya se verá. Aun hoy si se tuvieran algunos contratos publicitarios a la vista, la ambigüedad, la facilidad para violar o darles vuelta a las leyes y la laxitud con la que actúan los “jueces” electorales facilitan la triangulación de recursos.

Si no, como se preguntó Roberto Zamarripa, en su columna Tolvanera que publicó el 21 de marzo de 2011 en el periódico Reforma: “¿Cómo explicar el encuentro convocado el pasado miércoles 9 de marzo por la presidenta del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, María del Carmen Alanís, con el representante del PRI ante el IFE, Sebastián Lerdo, el diputado tricolor y embajador del gobernador Peña, Luis Videgaray, el consejero electoral Marco Baños y el candidato a consejero Enrique Ochoa, subordinado de Alanís en el Tribunal Electoral?

”¿Cómo explicar la presencia de esos comensales en un penthouse de la colonia Jardines de la Montaña al sur de la Ciudad de México para discutir la resolución del Instituto Federal Electoral (IFE) que sanciona al gobernador Peña por violar la ley electoral? […] Una espléndida vista del Bosque de Tlalpan enmarcó el encuentro en el cual, un invitado adicional —Frank del Río— habría recibido una encomienda: hacer jugosos ofrecimientos a los magistrados del Tribunal Electoral para tratar de revertir en esa instancia la decisión del IFE que castigó a Peña por violar la Constitución al promover su imagen con spots sobre su Quinto Informe de Gobierno, convertidos en mensajes de precampaña presidencial pagados con recursos de la ciudadanía mexiquense.

”La magistrada Alanís podría alegar que citó en su domicilio a los representantes del PRI y de Enrique Peña para escuchar a las partes del juicio. Pero eso rompería con una tradición establecida: la de recibir a las partes de un litigio en sus oficinas del Tribunal, tal como lo publicita en su agenda. […] Por lo pronto, ya hay una inmoralidad derivada de la desesperación: intentar revertir una sanción legal contra Peña con un acuerdo indebido entre la parte sancionada y la sancionadora. Si Alanís debe explicaciones sobre este encuentro, Marco Baños, el consejero electoral, debería renunciar. Acudir con el Tribunal para revertir una decisión votada en el IFE marca su absoluta falta de institucionalidad y respeto a la ley que se comprometió a ejercer”.

Televisa no sólo fue favorecida por el gobierno del Estado de México con los contratos de publicidad, Azcárraga ha alcanzado tal poder que tuvo injerencia en la toma de decisiones de la entidad mexiquense, encontró el reportero local Elpidio Hernández. Altos ejecutivos de la empresa  como Pedro Aspe Armella, Alejandro Quintero Íñiguez, Bernardo Gómez Martínez, Alfonso de Angoitia Noriega y José Antonio Bastón Patiño —los otros  Golden Boy’s— también han concretado millonarios negocios en territorio mexiquense.

“Peña ha encontrado en Azcárraga y su empresa a un gran aliado para concretar su proyecto. La relación entre el magnate y el mandatario estatal se pudo comprobar durante la primera semana de abril, en 2010, cuando viajaron juntos a Cartagena de Indias, Colombia para participar en el Foro Económico Mundial para Latinoamérica. También se dejó sentir cada año, cuando Azcárraga asistió como invitado de honor al informe de gobierno; en la final del certamen Mujeres con Valor, en la inauguración del Centro de Rehabilitación Infantil Teletón del Estado de México y en distintas recepciones donde han coincidido.

”La sólida amistad forjada al amparo del dinero le permitió a ‘El Tigrito’ convertir al estado en un set de lujo para su empresa. En la entidad se graban spots, melodramas, programas especiales e incluso actores de Televisa como Jaime Camil, Angélica Rivera y Lucero Hogaza fueron utilizados para promover los ‘logros’ del ahora ex mandatario mexiquense”.

Las locaciones para algunas grabaciones han abarcado la Catedral de Toluca, la Plaza de los Mártires, la Plaza González Arratia y hasta el Centro de Readaptación Social de Almoloyita, donde Alexis Ayala y José Elías Moreno filmaron, en 2010, escenas del melodrama ‘Juro que te amo’.

En territorio mexiquense, Azcárraga mantiene una filial llamada Televisa Toluca, dedicada a generar noticias locales a través de dos espacios informativos y un programa de revista; pero “quien sí ha incursionado en los negocios —escribió Elpidio en junio de 2010— es su suegro, Marcos Fastlicht, quien en sociedad con Marcos Salame, Simón Galante y Marco Antonio Slim Domit, hijo de Carlos Slim, adquirió, a finales de 2009, el exclusivo desarrollo inmobiliario Bosque Real, considerado el más grande y lujoso de América Latina”.

El complejo Bosque Real, que alberga un famoso club de golf, está edificado sobre 560 hectáreas y a la fecha cuenta con 2 mil viviendas construidas, pero sólo en 2010 se había ocupado la mitad; tiene 13 kilómetros de vialidades principales y ramales de concreto hidráulico, redes de fibra óptica y servicios subterráneos. La operación de compra-venta incluyó una cláusula en la que se establece que Carlos Peralta conservará un paquete accionario menor dentro del nuevo Consejo de Administración al igual que Pablo Funtanet Mange, antiguos detentadores del desarrollo inmobiliario.

Alejandro Quintero Íñiguez, vicepresidente corporativo de Comercialización de Televisa, ha sido pieza clave en el millonario gasto de publicidad realizado por el gobernador mexiquense. En 2005, apenas consumado el primer trimestre de su gobierno, Peña pactaba una ambiciosa estrategia de publicidad por un total de 742 millones de pesos que incluía, además de tiempo aire, asesoría en materia política y de comunicación a cargo de las empresas intermediarias Tv Promo y Radar Servicios Especializados, propiedad del ejecutivo de Televisa, ampliamente divulgado y documentado por el periodista Jenaro Villamil.

Villamil expresó que el contrato se firmó a finales de 2005 y presenta las rúbricas del titular de Comunicación Social mexiquense, David López Gutiérrez, y de la representante de TV Promo y Radar Servicios Especializados, Jessica de la Madrid; el documento publicado revela que se trató de una estrategia de publicidad.

Tv Promo fue fundada por Quintero el 19 de marzo de 1987 y en su portal web, que se puede consultar en http://www.tvpromo.com.mx aparece como una empresa de servicios integrales en mercadotecnia y comunicación “con probada capacidad para crear, desarrollar y producir cualquier actividad”. Añade que 90 por ciento de sus proyectos han incluido planes de compra y contratación de espacios publicitarios estratégicos en televisión, radio, exteriores, periódicos y revistas.

Entre sus principales clientes, donde no se ubica a ningún político, partido o gobierno se encuentran Parmalat, Oxxo, Mattel, Disney, Colgate, Pfizer, Telcel, Bonafont, Nestlé, Fuller Cosmetics, Comercial Mexicana, Nacional Monte de Piedad, Boing, SC Johnson, Tetra Pack, Jumex, Unilever, Sara Lee, Adams, Kimberly Clark, Motorola, Cervecería Cuauhtémoc Moctezuma, Sony y Western Union. La firma asegura ingresos que superan los cuarenta millones de dólares anuales.

Radar Servicios Especializados en Mercadotecnia, según el Registro Público de la Propiedad, fue creada con la consigna de importar, exportar, adquirir, vender, comprar, fabricar, producir, reproducir, diseñar y distribuir toda clase de materias primas que se relacionen con publicidad, promociones, actividades culturales, comunicación social, mercadotecnia, espectáculos y similares.

Tanto Tv Promo como Radar se han convertido en los brazos financieros más poderosos de Televisa en lo que se refiere a la venta de espacios publicitarios destinados a políticos y gobiernos; tienen la encomienda de acomodar cifras y montos relacionados con gastos de publicidad para evitar que sean sancionados.

La versión de que Tv Promo y Radar actúan como intermediarias del gobierno del Estado de México con la empresa de Azcárraga ha sido negada por ambas partes y, en una carta fechada en 2005, Televisa daba a conocer que Tv Promo no la representa en sus tratos comerciales con partidos políticos ni con ninguna otra instancia política o gubernamental; dos años más tarde, en su reporte ante la Securities Exchange Commision, organismo regulador bursátil de EU, Televisa admitió que Tv Promo sí realiza intermediación con diversos clientes y que Alejandro Quintero sí tiene participación en ésa y otras empresas.

De acuerdo con Elpidio y Villamil, el vicepresidente Ejecutivo de Televisa, Bernardo Gómez Martínez, mano dura del monopolio televisivo y considerado ya el ‘vicepresidente’ de México, en sus ratos de ocio administra su empresa, Grupo Piljos, dedicada al próspero negocio de bienes raíces.

La constructora donde Gómez es accionista mayoritario fue fundada en julio de 2001 y entre sus proyectos se encuentra la edificación de un rancho en Valle de Bravo, de una extensión de 212 mil metros cuadrados. Según la manifestación de impacto ambiental, tuvo una inversión de 7 millones de pesos, como se puede consultar en http://sinat.semarnat.gob.mx/dgiraDocs/documentos/mex/resumenes/2004/15EM2004F0024.pdf.

A propósito de Gómez, el analista Álvaro Cepeda Neri reseñó en febrero de 2011 señalamientos que le hizo un amigo que investigaba el tema: “Ahora más que nunca, el ‘estratega’, la eminencia gris (¡oh, Aldous Huxley!) del imperio de Televisa y sus tentáculos es precisamente Gómez. Éste, salido del mundo de los válidos y favorito del junior Azcárraga, controla políticamente el destino inmediato de la poderosa empresa que se alista a trasladar, a su vicepresidente Gómez, a la vicepresidencia de facto del país, poder tras el trono, en caso de que Peña sea el sucesor de Calderón, para lo que Televisa nada invirtió, salvo cobrar multimillonaria cantidad para posicionar publicitariamente al mexiquense. […] Se adorna Gómez con su cercanía a Peña y que fue él quien (con algunos publicistas, como la diseñadora de la imagen ‘soy totalmente Palacio) lo capturó para, junto con sus consejeros (entre éstos, (Héctor) Aguilar Camín, alias el historiador), proyectarlo para que (…) alcance la Presidencia. Y, ya en ella, Gómez sea su vicepresidente de facto”.

La empresa de Emilio Azcárraga tiene convenios publicitarios con los 31 estados del país y  el Distrito Federal. Para Televisa no hay colores partidistas, como se demostró cuando el PRI perdió la presidencia nacional y Vicente Fox pactó con el gigante de las comunicaciones un nuevo contrato.

En octubre de 2002, el entonces presidente Fox, tras negociaciones a puerta cerrada con Televisa y TV Azteca, decidió abrogar el Reglamento de la Ley Federal de Radio y Televisión—vigente desde 1973—, por la cual el gobierno disponía de 12.5 por ciento del tiempo de transmisión. Por la disminución de este tiempo fiscal del 12.5 al 1.25 por ciento, el Estado dejó de percibir casi 30 mil millones de pesos durante el sexenio foxista.

Visto por donde se quiera, México parece el país donde los imposibles se hacen realidad, pero el mayor negocio mexicano no es la televisión. Ese “negocio” deberá cubrir las exigencias que los clientes de Estados Unidos ya reclaman: vender droga en tiempos de paz.

Los 95 mil muertos consecuencia de la supuesta guerra contra cárteles de la droga es, quizá, el sello distintivo del calderonismo, que pasará a la historia como la administración más sanguinaria. Cuestionada por falsa, dicho esto a partir de las propias cifras de Calderón, la guerra anti-narco no hizo sino encumbrar al Cártel de Sinaloa y permitir el surgimiento de pequeñas narco-insurgencias que pelan no sólo el control de estupefacientes sino también el poder público, los cargos de elección popular.

México es un país en guerra y el Estado de México —el que Peña gobernó del 16 de septiembre de 2005 al 15 de septiembre de 2011— es uno de sus escenarios más cruentos, debido a que el territorio mexiquense se convirtió en refugio de los grandes capos del crimen organizado bajo el auspicio y complicidad de las autoridades.

Las reglas del OXXO

* ¿Y cuál sería el OXXO del arte contemporáneo? Recuerda nuestro estudiante una feria de arte. Había una zona de ofertas, y todo estaba al módico precio de 2 mil 500 dólares. Pero quizá hay algunas diferencias. El supermercado satisface necesidades (reales o ficticias) inmediatas, mientras el arte promete a quien lo contempla una experiencia, y a quien lo compra o lo encarga, trascendencia.

 

Rodrigo López Romero

El estudiante va a un supermercado, es decir una tienda donde venden desde verduras hasta ropa interior pasando por televisores. La patria del consumidor. Él también es un consumidor, por supuesto, aunque se sienta más informado o astuto que otros, y desdeñe las grandes corporaciones y fábricas. Pobre iluso.

El supermercado es un lugar de abastecimiento. Uno pierde dinero pero gana objetos, necesarios como la leche o inútiles como la revista HOLA!

El estudiante de artes se siente a medio camino entre el artesano y el filósofo. Mira las cosas en venta como materia prima y a la vez intenta reflexionar sobre su uso, su imagen y su naturaleza. Observa, por ejemplo, que las cosas intentan ser llamativas, los detergentes por ejemplo, y tienen nombres cortos y logos fácilmente reconocibles. También nota que cada cosa quiere inscribirse dentro de un área o estrato, dependiendo de su precio y apariencia. No es lo mismo un queso de veinte pesos que uno de cien. Mientras más aumenta el precio, más promete la cosa. Queso producido en Francia con ingredientes cuidadosamente seleccionados, en una granja con vista a un campo interminable. Uno puede sentir la brisa matutina, la leche saliendo libremente de las ubres de la vaca, manos blancas y jóvenes elaborando el queso, la nieve en los Alpes. Los objetos, igual que el cine o la televisión, buscan sacarnos de nuestra esfera cotidiana. O en este caso, introducirse en ella con sus cientos de imágenes agradables que harán nuestra vida feliz. Un desodorante que nos hará sentir frescos todo el día, aun en el camión más lleno a mediodía. Un tinte para cabello con el poder de cambiar la personalidad. Cosas light, que podemos comer sin el miedo a engordar que oscurece la cena más alegre. Alimentos orgánicos que quitan el otro miedo de estar ingiriendo puro químico.

Los supermercados son los lugares donde la cultura contemporánea sueña.

Y todo con imagen de mujer, en las cajas, las botellas, las envolturas. Un modo más de enganchar el objeto al deseo.

Todo esto piensa el estudiante a la vez que cae en la fascinación. ¿Y quién no ha comprado algo inútil sólo por su apariencia? Quizá si el arte toma lo que le queda a la mano, los artistas deben ir al centro comercial. Piensa que le gustaría tomar algunas fotos. Ve una empleada caminar hacia un pasillo lleno de cajas más altas que ella y piensa que haría una buena imagen, aunque no sepa qué significa. Piensa que podría comprar los diccionarios de la zona de revistas y hacer una obra llamada La torre de Babel. Podría hacer organizaciones con las frutas, jugar con los colores de las verduras perfectas y frescas que se exhiben en estantes organizados.

Hay botellas de cerveza de muchos países, con formas fantásticas, desde cervezas alemanas que llevan el sello de la hombría hasta cervezas con dibujos casi infantiles en sus etiquetas. Mira los vinos, los refrescos, los jugos, todos los colores y los empaques de tan distintos líquidos. Se podría hacer una historia de la civilización con puras bebidas. ¿Qué habría pensado un habitante del Egipto faraónico del sabor de la Coca-Cola?

El estudiante piensa que la mayoría de los objetos son en esencia un deseo humano. O son extensiones de él mismo (como las herramientas) o adaptaciones a la naturaleza (del agua de un arroyo a un refresco). Y si uno se pusiera a pensar lo suficiente, se podrían hacer obras maestras con cosas tan cotidianas como un mameluco de bebé o un triciclo.

Y a la vez, hay una saturación preocupante de objetos. El estudiante leyó a un psicólogo social que opina que nuestra sociedad tiene un vacío hecho de tantos objetos. Sí, en el mundo de los objetos, como él escribe, menos es más. Un estante lleno de cosas es una puerta a la nada.

Y mientras conduce su carrito metálico por el pulido piso del pasillo central del supermercado, piensa que todos generamos algún tipo de bien susceptible de ser adquirido, sea este el apoyo legal para un divorcio, clases de griego, tamales oaxaqueños, o una obra de arte.

Ve a la venta un paraguas. No es negro como la mayoría, éste tiene impresa una obra de Van Gogh, sus lirios. Flores violetas parecen abrirse y danzar entre tallos y hojas de un verde profundo. Un canto a la tierra. Y sin embargo una obra como tantas que en su tiempo no se vendió, que luego valió millones, y que ahora vale doscientos pesos reproducida en una sombrilla. ¿Qué pensaría Van Gogh de eso? Él estaba a favor de un arte democrático. Pero esto es otra cosa. No sabe nuestro estudiante si le gusta o no, si está de acuerdo o no, pero no importa, igual le parece un logro fascinante de la cultura. Y a pesar de que Van Gogh esté reproducido en tazas, en postales y en paraguas, la gente sigue haciendo fila para ver sus cuadros.

Un día quizá el arte se venda en los supermercados. Y no como mera reproducción. Eso le habría gustado a Andy Warhol. Él quería que sus pinturas tuvieran el mismo tamaño para que pudieran ser “intercambiables”. Él se hizo a sí mismo una marca, aunque dijera que ser artista era como cualquier trabajo. Ahora los artistas son una marca, tal vez desde hace mucho lo fueron. El estudiante imagina una plática de magnates:

-Lo invito a mi casa, amigo millonario, habrá una buena cena y podrá ver mi Rubens.

-Hecho, y la próxima semana le toca a usted venir a mi noble mansión, y contemplar mi Chagall.

-Y no olviden venir para mi cumpleaños a mi villa, tengo dos magníficos Monets.

Y ni él mismo, ni todos sus compañeros estudiantes se entregan al arte sin prejuicios, sino que investigan quién está en qué exposición, para saber si vale la pena. ¿Y cuál sería el OXXO del arte contemporáneo? Recuerda nuestro estudiante una feria de arte. Había una zona de ofertas, y todo estaba al módico precio de 2 mil 500 dólares.

Pero quizá hay algunas diferencias. El supermercado satisface necesidades (reales o ficticias) inmediatas, mientras el arte promete a quien lo contempla una experiencia, y a quien lo compra o lo encarga, trascendencia. El estudiante sigue mirando los objetos expuestos con una mezcla de extrañeza y atracción, y el carrito de supermercado se aleja hacia las cajas emitiendo un chirrido intermitente.

El Barco Ebrio

*

El autor de “Las Mujeres de Peña Nieto”, el periodista Alberto Tavira, espera ansioso la salida de su nueva investigación, titulada “Los Salinas”, una revisión desde otro punto de vista a la familia que, dicen unos, ha gobernado el país desde 1994. Editado por Planeta, Tavira promete información novedosa y reveladora de este clan político, envuelto hace años en escándalos judiciales, en medio de una lucha sórdida por el poder en México.

 

*

Ahora que la secretaria federal de Turismo, Claudia Ruiz Massieu promociona las bondades mexicanas en el extranjero y de paso se pone guapa en los medios de comunicación, se sabe que la sobrina de Carlos Salinas está preparándose para pelear por la gubernatura de Guerrero. Ella es una de las cartas fuertes del salinismo. Lleva la sangre de don Carlos y quiere lo mismo que él, al menos en lo público.

 

*

El libro de “Las Mujeres…” reveló el lado frívolo del presidente Peña Nieto, quien se ha caracterizado por ser un donjuán empedernido. Algunas de sus relaciones trascienden el ámbito de lo privado, como la que sostuvo con Maritza Díaz y con quien procreó un niño, Diego. Hoy la mujer pelea con Peña para que éste se haga cargo responsablemente del niño, en los términos en que la mamá considera necesarios, justos. El dilema se ventila en redes sociales y comunicados que Díaz hace públicos, y donde cuenta, entre otras cosas, cómo es el secretario de Hacienda de México, Luis Videgaray, fue comisionado por su jefe, Enrique, para hacerla de intermediario en problemas personales del presidente. ¿También cobraría por esos servicios?

 

*

En lo más sórdido del jet set toluqueño -por decirlo de alguna manera- surgió la versión de un nuevo affaire del presidente mexiquense. La especie cuenta que una mujer, esposa de uno de los empresarios más reconocidos de Toluca, recibió un enorme arreglo floral con motivo del día de su cumpleaños. Deslumbrante aquel regalo, cuentan testigos, despertó los celos y sospechas del marido, quien palideció de rabia cuando pudo leer la tarjeta del dadivoso: Enrique Peña Nieto, presidente de México. Aun y cuando no había motivos para algún tipo de enojos, el esposo se sintió ofendido por alguna razón y decidió reclamar personalmente lo que consideró un atrevimiento imperdonable. Así, esperó a una reunión privada, en el exclusivo fraccionamiento Los Encinos, donde asistirían el presidente y el propio agraviado. Allí esperó, paciente, el momento oportuno y cuando pensó que lo era, acudió fúrico ante el mandatario, ante quien expuso sus molestias. Peña, sorprendido, no supo qué decir y pronto intervinieron otros para evitar desaguisados mayores.

 

*

Cierto o no, eso sólo lo saben los sórdidos jetseteros mexiquenses –por decirles de alguna manera-, la anécdota sirve sin embargo para sondear cómo esa parte de la sociedad describe el carácter del Ejecutivo federal y qué parte de sus actividades siguen con lujo de detalle. La vida privada de Peña, ventilada casi siempre por él mismo en revistas del corazón, es más importante, porque así lo ha querido, que su trabajo al frente de un país. Es algo que ya se sabía y que el tiempo sólo se encarga de corroborar y si son falsas, al vulgo ya no le importa, pues este es un sexenio de simulaciones donde asuntos de la menor relevancia se transforman en el cotidiano quehacer de un equipo que administra para unos cuantos.

 

*

En el sur mexiquense el narco se ríe de las declaraciones del gobierno federal y estatal. La violencia en tierra michoacana encuentra apoyo en tierras del Edomex, que pronto se convertirá en uno de los búnkeres más fuertes del país. La violencia desatada, que incluía un reporte de un helicóptero del ejército derribado en Michoacán y 50 militares muertos según organizaciones no gubernamentales, ofrece al país y al mundo una guerra civil entre cárteles, que le disputan el poder a la Federación. Quienes viven en Michoacán saben que sólo hay cárteles involucrados en las batallas. Por eso tantas bajas castrenses.

 

*

Una de las asesoras de imagen del gobernador mexiquense, Eruviel Ávila, toma una maestría en Harvard que cuesta 42 mil dólares. Se trata de Alejandra Sota, una versátil mujer que se desempeñó como vocera de Comunicación Social en la administración de Felipe Calderón y hasta hace meses le daba consejos al doctor Ávila, para mejorar su galana presencia. Ahora se sabe que la dinámica señora Sota no ha terminado su licenciatura de Ciencias Políticas del ITAM pero aún así la Fundación Harvard la aceptó. Y no sólo a ella, sino también a su marido. Sota, hay que reconocerlo, apuesta siempre por la mejor preparación, pues está comprometida con un país que le ha dado todo y ella quiere comenzarle a regresar algo. Para empezar, podría devolver los 80 mil dólares que costará su “id-career en Administración Pública, dentro del programa Edward Mason de la Escuela de Gobierno John F. Kennedy, de  Harvard”, apunta el sitio web de Carmen Aristegui.

 

*

Las intrigas palaciegas que ubican fuera del palacio de Lerdo a Eruviel Ávila no tienen ninguna importancia comparadas con la inseguridad que desde hace mucho ha rebasado a las autoridades. A la mayoría ciudadana le da lo mismo tratar –que es un decir- con el doctor Ávila que con quien llegue a sustituirlo, porque sabe que poco o nada cambiará en su vida inmediata. El ejercicio del poder y la democracia tienen un precio. No son para todos ni tampoco cualquiera puede hacer dinero solamente trabajando. Un gobernante está donde está porque es coleccionista de bienes, los necesita. Y ha podido llegar allí porque otros le han apoyado y deben cobrar de la mejor de las maneras. Si este flujo del “te ayudo para que me ayudes” se rompe, el desequilibrio cuesta caro, todavía más caro, que tener un gobernador, aunque parezca solícito, activo y entregue discursos persuasivos. La realidad es que el político sirve a intereses casi siempre opuestos al elector y que, dicho sea de paso, contribuye a la legitimación de una falsa democracia. Ávila, si se va, será uno de los más grises gobernadores mexiquenses, recordado más por ser el sucesor de Peña Nieto que por alguna obra importante realizada. Si alguien le quiere colgar la iniciativa de las candidaturas ciudadanas, con el tiempo se dará de topes. Eruviel, chiquito o encogido, da lo mismo, no quiere, no sabe o no puede resolver los principales reclamos sociales. Y a pesar de ser vidriero de oficio, como él mismo pregona, se ha olvidado de la inseguridad y la pobreza de sus gobernados.