El Barco Ebrio

*

Luego de cambiarle a Eruviel Ávila, gobernador del Estado de México, las posiciones más delicadas de su gabinete, su poder político se reduce a giras públicas para atestiguar a los ganadores en un concursos de interpretación musical y, como máximo, hacer check in en facebook para aviar al que lo sigue en dónde anda. Uno de los más grises mandatarios en la historia, Ávila sin embargo no trabaja menos que sus antecesores –poco o nada, pero notándose en lo público. Y sin embargo s ele vienen tiempos aciagos.

 

*

Su primer aprieto, que es de Ligas Mayores, consistirá en explicar a su debido tiempo las circunstancias en las que murieron 22 personas en Tlatlaya, en el sur mexiquense, presuntamente enfrentadas al ejército en un tiroteo. Posteriormente cuestionado por observadores internacionales, lo de Tlatlaya se ve ahora como una ejecución sumaria.

 

*

Ávila presume que en su entidad todo está muy bien y que ni siquiera los feminicidios son el asunto más importante para atender. Tal vez lo sean aquellas muertes, en una región donde las muertes masivas se contabilizan ya con calculadora. Al menos tres enfrentamientos en Cajón d Agua, ranchería de Luvianos, en los últimos años, han dejado unos 150 muertos, más los 22 del último y los que no se reportan, colocan a la entidad en un escenario de guerra como el de Gaza en Palestina, sólo que sin bombarderos ni prensa internacional.

 

*

Otro asunto que no tardará en reventarle al gobernador será San Salvador Atenco, donde se insiste soterradamente en construir el nuevo aeropuerto internacional de la ciudad de México bajo el esquema de una Ciudad Futura, fantástico conglomerado ecológico, por supuesto sólo para quienes puedan pagarlo, y que protegería y rescataría al lago de Texcoco. Lo que no rescatará son las tierras de los ejidatarios, quienes ya tuvieron su guerra particular, muertos, heridos y detenidos por años, cuando no quisieron vender en el 2001, durante las administraciones de Vicente Fox en la presidencia y Arturo Montiel en la gubernatura. Fue a Peña a quien le tocó reprimir con la más dura de las manos a aquellos que se le enfrentaron a su tío de sangre. Y es Peña quien impulsa desde la mayor de las discreciones el megaproyecto, de poco más de 20 mil millones de dólares.

 

*

El afán privatizador del gobierno federal contagia a sus cuates. Ávila, quien le debe prácticamente todo a Arturo Montiel, mantiene su bajo perfil político porque así s ele ha ordenado. Divorciado, con hijos, el de Ecatepec ha recibido advertencias para que cuide su vida privada si quiere continuar el pseudoromance con las fuerzas peñistas, que no lo odian, pero tampoco lo quieren. La carrera política de Ávila dependerá del momento en el que se encuentren sus protectores. De si les duele la muela, pues. Atenco representará el mayor de los despojos a los pueblos indígenas, pero la constante no se detendrá. La idea del Gruypo Atlacomulco será siempre hacer dinero, incluso si de ello resulta algo bueno para la ciudadanía. Pensando siempre al revés, pudieron colocar a un hombre como Peña en el máximo poder público del país y encumbraron a una actriz sin preparación ni siquiera burocrática como Primera Dama. Podrán lucir en pasarelas y recepciones, pero las señales indican que cualquier actividad cerebral no está al servicio de México.

 

*

Para algunos, el poder en este país está repartido entre tres personajes. Peña, que como puede junta su propio coto; el senador Manlio Fabio Beltrones y el inefable Emilio Gamboa son los otros dos. Por ellos pasan las decisiones más importantes.

 

 

*

El rumor de que Peña tenga cáncer no es nuevo, ya se comentaba desde que era gobernador del Edomex y desde el PRI estatal se calculaba que la enfermedad, bien tratada, le alcanzaría para hacer la campaña presidencial y cumplir su sexenio. En aquel 2007 nadie le hizo caso al rumor aquel y ahora hasta se clasifica su cáncer como linfático en grado dos. Los expedientes clínicos del presidente se encuentran clasificados, reservados por ser datos personales. La última operación médica a la que fue sometido, el 31 de julio del 2013, se le relaciona con un procedimiento característico del cáncer que, otros opinan, se le desarrolla en la próstata.

 

*

Finalmente, el aeropuerto en Atenco, dolor de cabeza y cuestión de vida o muerte para otros, está conectado con otro conflicto, el que se desarrolla en San Francisco Xochicuatla, comunidad indígena del municipio de Lerma, por donde pasará una supercarretera que conectará precisamente con aquel imaginario puerto aéreo y otras zonas del DF. Las cosas no son fáciles. El trazo de la Autopista Naucalpan–Aeropuerto de Toluca o Interlomas-Aeropuerto llegaría en una de sus vertientes a Santa Fe pero a costa de 600 mil metros cuadrados de bosques, la interrupción o desvío en la producción de 250 millones de litros de agua al año, colocar en peligro 296 especies de flora y fauna, algunas en riesgo de extinción y la invasión de lugares sagrados para los otomís, que viven en esas tierras. Es igual a lo de Atenco.

 

*

Aquella carretera la construye el corporativo Autopistas de Vanguardia, propiedad de Armando Hinojosa, un empresario que hizo su fortuna en el sexenio de Montiel Rojas, cuando se llevó gran parte de las licitaciones para obra pública. La muerte de su hijo durante la campaña presidencial de Peña en un extraño accidente de helicóptero, no afectó sus negocios y será cuestión de tiempo para que las obras en Lerma tomen forma, a pesar de la oposición de activistas y pobladores. La carretera costará 7 mil millones de pesos, una gran suma que obliga a entregar el trabajo prometido.

 

*

Que Ernesto Nemer, subsecretario federal de Desarrollo, se ocupe de comprar terrenos en Cancún no sorprende. Ha cumplido su trabajo y México tiene cada día menos hambre. ¿Por qué no se iba a dar ese lujito el de Metepec, esposo de Carolina Monroy, alcaldesa de aquel municipio y prima de sangre de Peña Nieto? Envidiosos, flojos. Pónganse a trabajar si quieren tener terrenos. Los ejemplos sobran.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s