El rey Aarón

* Su ratificación, por tanto, equivale a un espaldarazo del gobernador, quien pese al manejo caciquil que de la Cámara de Diputados mexiquense ha venido realizando su vecino, casi paisano y socio de grupo de poder, lo mantendrá en esa posición por lo menos hasta marzo o abril del próximo año, cuando el mismo Bedolla decida si regresa a gobernar ese municipio o busca otro puesto de elección, como una diputación federal.

Jorge Hernández

Por unanimidad de votos, el pleno de la LVIIILegislatura de la entidad aprobó nombrar al diputado Aarón Urbina Bedolla como presidente de la Junta de Coordinación Política para el último año de gestión. En los hechos, el nombramiento equivale a una ratificación, pues el oriundo de Tecámac ha sido presidente de este órgano legislativo en los dos primeros años de la gestión.

Junto con él fueron nombrados también quienes ya venían ocupando los mismos cargos desde el inicio de dicha Legislatura: el perredista y coordinador de su bancada, Héctor Miguel Bautista López y Ulises Ramírez Núñez, del PAN, como vicepresidentes. Asimismo Víctor Estrada Garibay, de Nueva Alianza, como secretario y como vocales Higinio Martínez Miranda de Movimiento Ciudadano, Óscar González Yáñez del PT y Alejandro Agundis Arias del PVEM.

Aunque se esperaba que el PRI mantuviera la presidencia de esta Junta, con anterioridad se mencionó la posibilidad de que Urbina Bedolla dejara no sólo el cargo, sino incluso la Legislatura, pues supuestamente sería llamado por el gobernador Eruviel Ávila a su gabinete.

Su ratificación, por tanto, equivale a un espaldarazo del gobernador, quien pese al manejo caciquil que de la Cámara de Diputados mexiquense ha venido realizando su vecino, casi paisano y socio de grupo de poder, lo mantendrá en esa posición por lo menos hasta marzo o abril del próximo año, cuando el mismo Bedolla decida si regresa a gobernar ese municipio o busca otro puesto de elección, como una diputación federal.

Ante este escenario vale mantener presentes sus dos últimas intervenciones en la tribuna legislativa, la semana pasada cuando dio inicio el actual séptimo periodo ordinario y la sesión plenaria de este 11 de septiembre, cuando se le ratificó al frente de la mencionada Junta. En ambas ocasiones presumió de supuestas virtudes de estadista, hablando de democracia, apertura, pluralidad, diálogo y construcción de acuerdos que sólo en su imaginación existen, pues nadie con un mínimo conocimiento de los usos y costumbres en el poder legislativo ignora que el sujeto ha impuesto poco menos que la ley de la selva en dicho espacio.

El mismo Higinio Martínez, quien no opuso mayor objeción a esta ratificación, en la sesión de apertura del periodo, ante Eruviel Ávila, “invitado especial”, acusó que esta LVIII Legislatura estaba sometida al Ejecutivo, y peor aún, por voluntad propia. Sin embargo, en esta sesión simplemente votó a favor y compartió con él la protesta de ley como integrante de tal instancia.

No es poca cosa, Martínez Miranda, hoy de Movimiento Ciudadano, sigue liderando el Grupo de Acción Política (GAP), uno de los pocos leales al obradorismo en territorio mexiquense. Este grupo llevó a la presidencia de Texcoco a  Delfina Gómez Álvarez, quien al parecer prepara armas para enfrentar al mismísimo presidente Enrique Peña por el tema del anunciado nuevo aeropuerto internacional.

Aunque no es el único obradorista en el congreso mexiquense. Junto con él presume de fajado el petista Óscar González Yáñez, quien tampoco dijo una palabra por esta ratificación y en la sesión de apertura olvido hasta el calificativo de “cabrón” que le colgó al Presidente para hablar de “oportunidades” y “condiciones favorables” para la entidad el simple hecho de que el Gobernador haya asistido a esa apertura.

Obviamente que de los demás coordinadores también ratificados en su lugar en la Junta, menos iba a esperarse algo. Ulises Ramírez viene de ese panismo que en dos sexenios mutó del radicalismo  auténtico a socio mayoritario del priismo pragmático y frívolo, mientras que de los otros siempre se ha sabido su docilidad y proclividad al poder. Nada extraordinario con ellos.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s