La isla de calor

* ¿Por qué hace tanto calor en Toluca? ¿Por qué el volcán ya no conserva la nieve? ¿Ha cambiado el clima? ¿Es irreversible? ¿Qué nos espera en los próximos años si no se implementan políticas ambientales?

 

Miguel Alvarado

Calles y avenidas caminan sin remedio la ciudad. Una suerte de can famélico es cada cruce y autos sin dueño circulan sospechosos mientras el sol blanquea metálicos esqueletos. El calor es amo y señor de un valle apenas verde que padece pero ignora. Nadie sabe por qué el clima es otro y se limita al mediodía furioso y a veces incluso gasta un centavo para consultar la temperatura.

Las problemáticas calles no son sufrientes para el elevado número de autos que circulan por la ciudad, pero también el crecimiento de la industria que rodea la capital han provocado sutiles cambios a lo largo de los años en la vida misma de Toluca. Las costumbres han cambiado porque los empleos también lo han hecho. L amigración contribuye también al crecimiento de la ciudad. Se calcula que el 33 por ciento de la población en esta urbe no es originario.

Quienes sí conocen las causas del cambio climático son tres investigadores de la Universidad Autónoma del Edomex, quienes desde el 2007 alertaron sobre los efectos de un nuevo clima en la ciudad de Toluca. Así, Carlos Constantino Morales, Delfino Madrigal Uribe y Lidia Alejandra González definieron el problema en un pequeño ensayo publicado hace 5 años, en el 2007, en la revista Ciencia Ergo Sum, de la propia UAEM.

Para ellos, la modificación climática tiene que ver con el crecimiento poblacional cambios en las dimensiones de la distribución territorial. Incluso hablan ya de “las anomalías climáticas de la ciudad de Toluca”. También ubican al cambio de uso de suelo debido a la expansión urbana, a deforestación, el abatimiento de los mantos de agua y la contaminación en general como agentes causantes de los cambios.

La capital del Estado de México tenía una población de 819 mil 561 habitantes, según el último conteo del INEGI en el 20110 pero el valle de Toluca alcanza un millón 846 mil 602 personas. El crecimiento poblacional ha sido acelerado, pues en el año 2000, hace 11 años, en el municipio había 666 mil 596 pobladores, dice el mismo INEGI.

La Isla del calor, como llaman Morales, Madrigal y González a Toluca, debería tener un clima templado actualmente, debido a la elevada altitud en la que se encuentra, que es de 2 mil 670 metros sobre el nivel del mar. Para los autores, hasta el 2005 las temperaturas más bajas debían presentarse entre diciembre y febrero, cuando se podían registrar hasta menos 2 grados centígrados en promedio. Por el contrario, las más elevadas oscilaban entre 26 y 28 grados centígrados, entre abril y mayo. Para la primera semana de junio en el 2011, la temperatura osciló entre 19 y 20 grados, pero la menor fue de apenas 5. Un mes antes, en mayo, la temperatura menor era de 10 grados y la mayor de 23.

“El comportamiento de las temperaturas y precipitaciones en Toluca es típico de las zonas tropicales, donde las temperaturas más elevadas se presentan antes del solsticio de verano y las más bajas alrededor del de invierno”, sostienen los expertos.

Sostienen además que las ciudades son más secas aunque aguaceros y granizadas sean más intensos. Consideran que Toluca, al menos hasta el 2006, tenía deficiencias de drenaje y escasas áreas verdes. La vegetación original en el valle de Toluca apenas ocupa el 15 por ciento de éste, pues tala y espacios para cultivos han comido los espacios. Igualmente, la desaparición o reducción de cuerpos de agua como lagunas y ríos son factores. Según las indagaciones, en 1987 la Compañía Lesser y Asociados encontró abatimientos en pozos de agua de hasta 70 metros y de diferentes profundidades en los valles de Toluca e Ixtlahuaca. Según el INEGI, Toluca tiene 23 mil 828 hectáreas sembradas, y una superficie de 271 kilómetros cuadrados dedicados a la agricultura pero también 4 kilómetros donde no existe la vegetación

Otro dato sumatorio es el del número de automóviles en la ciudad de Toluca. El crecimiento ha sido indetenible y en 1993, por ejemplo, el número de unidades circulando era de 72 mil 445 en la capital, pero en el valle la cifra alcanzó 93 mil 794. Tres años después, en 1996, los autos eran 125 mil 461 nada más para la ciudad; en 1997 se incrementó a 127 mil 663 y para el año 2002, los coches eran 224 mil 385 pero en el valle de Toluca se contabilizaron 266 mil 250. Metepec ocupa el segundo lugar, seguido de Zinacantepec, Lerma y San Mate Atenco. Según los investigadores, la temperatura de un escape oscila entre 70 y 80 grados centígrados

Por zonas, según mediciones de los propios investigadores, hasta el 2006 donde la temperatura fue más elevada estaba entre el aeropuerto y el centro de la ciudad, zona que además recoge todas las industrias. En cambio Metepec y San Cristóbal Huichcochitlán se ubican en el otro extremo.

Curiosamente, la contaminación no es para Toluca un factor determinante todavía para el clima pero sí lo son los lugares áridos, pues allí se han registrado las temperaturas más extremas.

La diferencia térmica entre la periferia y el centro de la ciudad es de 3 grados y como la ciudad se ha construido de manera horizontal por recomendaciones sísmicas pero también por un descontrolado avance de la mancha urbana, ha generado cambios importantes en el uso del suelo, lo cual seca los lugares.

Para los investigadores, las redes carreteras que conectan la ciudad con otras entidades han contribuido a elevar el flujo vehicular pero también creen que la ciudad de México tiene mucho que ver, pues sólo la separan 80 kilómetros de Toluca. Muchos contaminantes que se encuentran en esta última provienen de otras regiones.

Anuncios
  • Calendario

    • octubre 2017
      L M X J V S D
      « Ago    
       1
      2345678
      9101112131415
      16171819202122
      23242526272829
      3031  
  • Buscar